Dedicado a los antipodemistas

PODEMOS es lo mismo que lo demás: un partido que quiere acabar con la soberanía social para llevarlo todo a la soberanía política que ellos administrarán.

Dedicado a los antipodemistas

El problema de PODEMOS es el mismo que el de los otros partidos políticos del SISTEMA: que han convertido los medios en fines.
La Universidad es un medio más que para alcanzar el conocimiento  técnico de una materia (que se alcanza con el tiempo), para conseguir el dominio del espíritu crítico sobre la misma (que es lo que permitirá con el tiempo su dominio técnico).
El poder, por lo demás, es un medio para alcanzar el bien común de la sociedad (que no es ni mucho menos la suma de los supuestos bienes particulares de determinadas instituciones, colectivos e individualidades).
Si embargo, todos estos ven en la Universidad un fin: el de ganarse las lentejas y poder ejercer sus ansias de control social. En cuanto al Poder, les gusta como fin, el del dominio, no como medio.
Un movimiento de verdad revolucionario (hoy por hoy no existe ninguno en Europa) es el que rompa el concepto de soberanía política. Actualmente, todo lo resuelven los políticos amparados en la supuesta representación que les conceden los votantes al ejercer su soberanía. Sin embargo, la auténtica lucha revolucionaria pasa por volver al concepto clásico europeo de dividir la Soberanía en soberanía social (recuperando la sociedad su iniciativa) y soberanía política. Sin embargo, los políticos se han empeñado en lo contrario, y así cuando ha surgido algún atisbo de soberanía social (asociaciones, colegios) los han ahogado con subvenciones para que aprendan a depender del poder. Así las asociaciones se han convertido en ONG dependientes del presupuesto, los colegios en concertados (dependientes del concierto), etc. Esto supone cargar al ciudadano con más impuestos de forma tal que en vez de decidir cada uno de nosotros que hacemos con nuestro dinero, sean los políticos los que deciden que es bueno hacer con él.
Debe huirse de las privatizaciones (que entregan lo de todos a unos pocos) y de las nacionalizaciones (que entrega lo de todos a unos pocos-los políticos) y volcarse en la socialización (devolver a la sociedad la gestión directa de sus intereses). No es de recibo que las pensiones de los abogados la gestione el Estado pudiendo gestionarlas el colegio de abogados; no es de recibo que el Estado fije a qué colegios se puede ir y a cuáles no: que calculen lo que cuesta una plaza escolar y que nos den a cada cual un cheque por su valor, y nosotros iremos con ese dinero al colegio que estimemos. No es de recibo que por vía de la Renta se financie a las ONGs, a la Iglesia, etc. Que me devuelvan mi dinero y yo lo invierto donde quiera.
El que tiene poder tiende a abusar de él. Cuanto más se concentre el poder más fácil es que abuse. Lo lógico es repartir el poder con la sociedad y así los unos controlan a los otros.
Yo la única ventaja que tengo, es que no soy antipodemista, pues veo en podemos exactamente lo mismo que en el PP o en PSOE: una maquinaria de conquistar el poder para hacer con nosotros lo que cada cual entienda mejor. Es decir: todo por el pueblo pero sin el pueblo.
PODEMOS es lo mismo que lo demás: un partido que quiere acabar con la soberanía social para llevarlo todo a la soberanía política que ellos administrarán.

Le recomendamos






Comenta

Comenta nuestras noticias con tu cuenta facebook.

entrevistas tv
logo opinion portada