Albert Rivera dispuesto a conquistar el centro político.

Una de sus principales propuestas es cambiar la capital de España a Getafe por ser el centro geográfico.

Albert Rivera dispuesto a conquistar el centro político.

 

Hasta hace unos meses las encuestas y la intención de voto parecían prometer que el futuro gobierno salido de las urnas tendría que contar con el apoyo de alguno de los dos nuevos partidos emergentes: Ciudadanos o Podemos; sin embargo las últimas encuestas publicadas por diversos medios de comunicación, al igual que la última intención de voto publicada por el CIS, permite pensar que la formación del futuro gobierno quedará en manos únicamente de tres formaciones (Partido Popular, Partido Socialista y Ciudadanos).

A poco más de un mes vista de la celebración de los comicios Albert Rivera parece el gran triunfador, y todo es fruto del trabajo de sus asesores de campaña que han conseguido el posicionamiento de su formación como la única representación del centro político (incluso llegando a reivindicar la herencia de Adolfo Suárez).

Los éxitos de Ciudadanos son evidentes.

No solo las encuestas demuestran el éxito del equipo de comunicación de Ciudadanos, sino que la propia percepción de sus oponentes políticos determina que la estrategia de la formación naranja está siendo un éxito más que evidente.

El debate televisivo entre Albert Rivera y Pablo Iglesias, en el que resultó claramente triunfante el joven catalán, la recepción en la Moncloa con ocasión de la crisis catalana en la que Albert Rivera demostró tener un proyecto y programa político para defender al estado del reto soberanista, y la presencia cada vez más frecuente del joven Rivera en eventos como el Foro ABC, están consolidando la figura centrista del hombre que tendrá la llave de la gobernabilidad de esta país.

Su presencia física rotunda y la reposada pose de sus candidatos (tanto en el Ayuntamiento de Madrid como en el Parlamento Catalán Ciudadanos cuenta con dos mujeres que transmiten idea de profesionalidad y solvencia) están cautivando a un electorado cansado de la vieja distinción entre derechas e izquierdas.

La decida apuesta por ganar el centro político.

Todos estos éxitos políticos y mediáticos han llevado a Albert Rivera y a su equipo a apostar decididamente por el centro político. En declaraciones a este medio el propio Rivera ha llegado a afirmar que “nuestra centralidad política es sincera, total y decidida. Fuera del centro no existe espacio político de importancia, por ello la conquista del centro será la conquista del poder”.

Tanto es así que fuentes cercanas al joven candidato naranja han desvelado a este medio algunas de las propuestas que se darán a conocer oficialmente dentro de unos días.

Entre las propuestas para conquistar el centro político destaca una apuesta personal del joven Albert que ha prometido “cambiar la capital de España de Madrid a Getafe, ya que Getafe – y más concretamente el Cerro de los Ángeles- constituye el centro geográfico de la Península”.

Rivera está convencido que es necesario exteriorizar su centrismo para que se haga evidente, por eso ha dado instrucciones para que en los próximos debates televisivos en los que intervendrá con el resto de candidatos la figura del presentador-moderador sea sustituida por el propio Rivera que de esta forma ocupará el centro de la pantalla y sus oponentes pasarán a estar a su derecha o a su izquierda (incluso algunos estarán a su extrema izquierda o extrema derecha) ocupando de esta forma de forma única la posición centrista.

Algunas personas de su entorno consideran que Rivera se está obsesionando en exceso.

Este medio ha llegado a saber que las personas más cercanas al joven político están preocupadas por su salud mental, pues la obsesión de Rivera por el centro está llegando a ser patológica.

 

Así una de las personas más implicadas en su campaña política nos ha llegado a afirmar que desde hace semanas Rivera no se  siente en los taxis cerca de ninguna ventanilla, sino que prefiere sentarse en el centro del asiento trasero para que ningún fotógrafo indiscreto le pille a la derecha o a la izquierda del vehículo.

Igualmente el Rivera ha dado instrucciones para que el chófer del partido cuando circule por vías de tres o más carriles circule por el carril central, dando instrucciones expresas para que el chófer no abandone en ningún momento la centralidad en la conducción.

 

Le recomendamos






Comenta

Comenta nuestras noticias con tu cuenta facebook.

entrevistas tv
logo opinion portada