Contacte con nosotros

¿Qué quieres buscar?

Tradición Viva

Análisis

Chateaubriand: Cristianismo, belleza y libertad. Por José Papparelli.

En El Genio del Cristianismo, Chateaubriand defiende la sabiduría y belleza de la religión cristiana y sostiene que es la verdadera porque justamente es la más hermosa.

François-René, vizconde de Chateaubriand

El cristiano se somete a las más duras condiciones de la vida, pero se echa de ver que cede a ellas obedeciendo a un principio de alta virtud, y que no se dobla sino bajo la mano de Dios, no bajo la de los hombres. (…) Considera cual engañosos sueños las cosas de la vida, y sobrelleva la suerte impropicia sin lamentarse, porque la libertad y la opresión, la prosperidad y la desgracia, la diadema y el gorro del esclavo, se diferencian muy poco a sus ojos. (…) Es de rigurosa certidumbre que dos y dos son cuatro; pero no lo es tanto, que una ley sabia en Atenas sea igualmente sabia en París. Es incuestionable que la libertad es preciosa; pero ¿se deberá derramar torrentes de sangre para establecerla en un pueblo en un grado inconveniente? (…) Mucho hemos encarecido en los últimos tiempos nuestra ciencia política; en vista de ello, pudiera decirse que nunca había oído el mundo moderno hablar de libertad, ni de las diferentes formas de gobierno. (…) No nos detendremos en el análisis de las obras de estos publicistas, de cuyos nombres basta hacer mención para probar que todos los géneros de gloria literaria pertenecen al cristianismo. Todos los grandes principios de Roma y de Grecia, la igualdad y la libertad se encuentran en nuestra Religión; pero aplicados al alma y al talento, y considerados bajo un punto sublime”.

Estas palabras pertenecen a François-René, vizconde de Chateaubriand, escritor romántico, ensayista, político, diplomático y apologista cristiano, nacido en Saint-Malo, Francia, en 1768. Su obra influenció a genios literarios tales como Víctor Hugo, Lord Byron o Stendhal. Pero sin lugar a duda su monumental obra El Genio del Cristianismo -publicada en 1802- fue la que lo inmortalizó y que dejó una huella imborrable en el pensamiento católico y occidental.

En el prefacio de la edición de 1808 puede leerse: “Cuándo El Genio del Cristianismo vio por primera vez la luz pública, la Francia salía del caos revolucionario; todos sus elementos sociales estaban confundidos, pues la mano terrible que empezaba a separarlos no había dado aun cima a su obra colosal: el orden no había brotado aun del despotismo y de la guerra. El Genio del Cristianismo se publicó por decirlo así en medio de las ruinas de nuestros templos, como para devolverles la pompa del culto y los ministros del altar. En un mundo en ruinas fruto de la Revolución Francesa y su reinado del Terror, Chateaubriand puso en valor a la auténtica libertad como pilar de la cristiandad, heredera directa de los principios de Grecia y Roma, y como un baluarte de la Religión con mayúsculas que otorga al Hombre esa gracia divina que lo asemeja al Creador.

En El Genio del Cristianismo, Chateaubriand defiende la sabiduría y belleza de la religión cristiana y sostiene que es la verdadera porque justamente es la más hermosa. El católico no debe sentir vergüenza de su fe sino todo lo contrario, debe sentir orgullo de sus raíces cristianas. Belleza, verdad, fe y cristianismo, entrelazados y unidos como un todo hacen del hombre un ser libre.   

Chateaubriand reivindica la belleza del arte de Occidente a través de su Historia, a partir de los textos bíblicos, la literatura griega de Homero, y la latina de Virgilio, que fueron transmitidas y preservadas en el culto cristiano y en su liturgia. El cristianismo es religión, pero también una estética, un signo de identidad reflejado en el arte de las catedrales románicas y góticas diseminadas en Europa, que hizo cultura y forjó una Civilización, la Occidental.

Puede leer:  Un camino tradicional pero innovador para la iglesia

Para Chateaubriand, la belleza artística es una alabanza a Dios y a su vez un elemento evangelizador como ningún otro. Ninguna otra religión en el mundo ha conseguido crear tanto arte y belleza como la cristiana. Incluso esas ruinas son bellas cuando son obra del tiempo y no como resultado de la acción del hombre que, muchas veces en nombre de una falsa libertad, han derramado sangre inocente y destruido un patrimonio irrecuperable. Esa atracción estética por las ruinas son también el reflejo de ese romanticismo del cual fue precursor, pero sin olvidar el legado y los valores de la cristiandad. En definitiva, para el francés, la religión, el arte, la belleza, la cultura, la fe, la libertad y la Civilización se conjugan y sintetizan en el Cristianismo.   

Publicidad.

TE NECESITAMOS: Google nos ha censurado la publicidad por ser peligrosa nuestra información. Somos un espacio de análisis lejos de los dogmas de la corrección política por lo que puedes  colaborar haciendo una DONACIÓN (pulsando aquí)

Seamos como François-René de Chateaubriand, veamos la libertad como algo precioso pero que no todo justifica, sintamos orgullo por nuestro legado y tradición, amemos la belleza y su vínculo con lo Divino, recuperemos el arte mirando al cielo, llevándolo más allá del tiempo y el espacio. Seamos libres, pero de verdad.

COMPARTE:


EMBÁRCATE EN LA LUCHA CONTRARREVOLUCIONARIA: Si quieres defender la cristiandad y la hispanidad, envíanos tus artículos comentando la actualidad de tu país hispano, o colaboraciones sobre la fe católica y la cultura, así como reseñas de libros, artículos de opinión… Ya superamos las 12.000.000 de páginas vistas anualmente en todo el mundo, únete a nuestro equipo de voluntarios y difunde la verdad compartiendo en redes sociales, o remitiendo tus colaboraciones a redaccion@tradicionviva.es . Puedes seguirnos en Telegram: t.me/tradicionviva / Facebook: @editorial.tradicionalista / Twitter: @Tradicion_Viva / Youtube: youtube.com/c/tradicionvivaTv / Suscríbete a nuestro boletín digital gratuito, pulsa aquí.

TE NECESITAMOS: Somos un espacio de análisis lejos de los dogmas de la corrección política; puedes colaborar haciendo una DONACIÓN (pulsando aquí)

Foto del avatar
Escrito por

Periodista italo-argentino residente en España. Formado en Ciencias de la Comunicación y Gestión Cultural, es analista de la vida política, social y cultural. Articulista del periódico digital El Correo De España. Director del programa Una Hora En Libertad y colaborador de En La Boca Del Lobo en Decisión Radio. Director del canal ÑTV. Colaborador del canal Historia con Patricio Lons y Comunidad Hispanista.

Click para comentar

También puedes comentar con facebook:

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

NUESTROS LIBROS

Boletín Gratuito

Reciba gratuitamente en tu correo la selección de artículos del editor.
Publicidad

DESTACADOS

EN AMAZON

EL NUEVO ORDEN MUNDIAL (NOM)

HISTORIA DEL CARLISMO

Publicidad

Opinión

Ya va siendo hora de devolverles esa etiqueta a quienes más se la merecen.

Análisis

Custodio Ballester Bielsa, Pbro Estamos perdiendo todas las batallas una tras otra, y al final nos estamos arriesgando a perder la guerra: porque nos...

Videos

Juan Antonio Montes Varas, Director de Credo Chile. Credo, pasado y futuro de Chile, es una iniciativa de fundadores de la Sociedad Chilena de...

Cultura

Hace como un mes atrás en la presentación de tres libros míos me comentó un dilecto amigo: veo que en wikipedia te consideran un...

Publicidad

Copyright © 2022. Creado por la Asociación Editorial Tradicionalista - redaccion@tradicionviva.es Revista de historia, actualidad y análisis tradicionalista. Editada en Madrid (Spain). Fundación: 2010. - ISSN 2253-8569 - Director: Carlos Pérez- Roldán Suanzes. Director honorario: Jose Antonio Pérez- Roldán y Rojas. TradicionViva.es un espacio de resistencia civil que pretende crear estados de opinión, análisis y debate en donde las imposiciones políticas no existen. Garantizar esta libertad de pensamiento depende de ti, querido lector. Por ello te pedimos que difundas nuestra publicación, y colabores remitiéndonos artículos y estudios que no tienen cabida en otros medios de comunicación.