Contacte con nosotros

¿Qué quieres buscar?

Análisis

Geopolítica de la Hispanidad

España dejó en América mucho más de lo que se llevó. No es lo que hizo Holanda en Indonesia, donde no ha dejado el más mínimo recuerdo. España dejó una civilización completa, dejó lo mejor de sí misma.

Por Lourdes cabezón lópez

SITUACION DE PARTIDA.- Dice MARCELO GULLO: “Teniéndolo todo, no somos nada”. Esto quiere decir que la que otrora fuera la America española es un territorio vastísimo, que alberga una diversidad climática y étnica y una riqueza de materias primas inconmensurables. Además, no está muy poblada, pero sus habitantes hablan una misma lengua, rezan al mismo Dios, y tienen una cultura material e inmaterial comunes. Frente a esto, se puede decir que Inglaterra era una isla llena de borrachines. Alemania no existía en 1834. Por entonces eran 33 estados distintos, que vivían de exportar hombres como soldados esclavos. Alemania no logró su unidad hasta finales del siglo XIX. Entonces ¿Qué fue lo que nos pasó a nosotros?

NOS DERROTARON CON LA LEYENDA NEGRA Y OTRAS MENTIRAS, Y NOS LAS TRAGAMOS TODAS.- El proceso del hundimiento del imperio español es el siguiente: El primer estado autoconsciente de la historia es el inglés. Este tenía las ideas muy claras. Cada vez que había ido de frente a derrotar al león español, había salido derrotado. De manera que ideó otras vías. Una, “trade, not countries”. Claro, porque se sabían poco populares en América. Otra, “divide et impera”. Esta máxima ya la habían inventado los romanos. Y por último, como no soy popular y como por derecho no consigo vencerlos, yo tengo que intentar conseguir que el otro haga lo que yo quiero que haga. Así me ahorro el desgaste de hacerlo yo y de que me lo imputen a mí. Y en el caso de España, la herramienta ha sido la hispanofobia y los  propios hijos de España, como Bolívar y San Martín, conscientes o no del verdadero papel que jugaron.

¿Y cómo consiguieron  hacerse con hijos de España que apoyaran sus políticas? Pues aprovechando intereses sectoriales.

Publicidad.

En el cordón protoindustrial de la América española se producía todo lo necesario, y lo que faltaba lo suministraba España, o bien de su propia producción, o procedente de otros países europeos, o incluso desde el lejano Oriente, a través del galeón de Manila. Era un conjunto coordinado en que unos aportaban cueros a cambio de plata, otros, carne a cambio de hierba mate, a cambio de textiles, etc. Se ayudaba  a los que no llegaban y debían ser protegidos, con los situados, etc. Los únicos disconformes de todo el imperio eran los comerciantes del Río de la Plata, que eran contrabandistas, vivían del contrabando con Inglaterra, que se estaba industrializando, y además al ser contrabando no pagaba aduanas. Estos comerciantes eran más o menos recién llegados, de origen vasco, catalán y portugués. Y en 1807, cuando se produce la invasión napoleónica de la península, ven el momento, la ocasión para la ruptura.

Pero el interior protoindustrial no está todavía en condiciones de competir con mercados exteriores al mercado español. Así que no les viene bien para nada esta liberalización impuesta. Ellos funcionan bien con el mercado imperial interior.

En cambio, los comerciantes no necesitan un estado grande, solo del tamaño de su cadena de distribución, y a los ingleses les viene muy bien dividir, para tener a su enemigo partido en trozos. Los hombres del puerto de Buenos Aires declaran que cultura es el idioma inglés y el protestantismo. España solo ha traído barbarie. La leyenda negra se convierte así en un instrumento de política exterior. Bueno, en realidad desde sus inicios en Flandes siempre lo había sido. Los hombres de Buenos Aires, lógicamente, no pueden explicar que ellos son contrabandistas, no, no. Ellos son unos adelantados del librecomercio y de la cultura.

Ese es el pecado original de cada país nacido independiente.

 Pero si el imperio era una basura, ¿cómo se explica que la población de Buenos Aires derrote a un ejército inglés en 1806. Entran como el cuchillo en la mantequilla, por la sorpresa, y porque no hay soldados españoles. En América no había ejército español. No hacía falta. Y son las mujeres las que reaccionan. En julio de 1807 vuelven a derrotar a los ingleses (10.000 soldados frente a 40000 almas civiles). Las banderas inglesas capturadas todavía están en Buenos Aires. Entonces, ¿cómo al final dominan el Rio de la Plata?

Publicidad.

Porque dividen a la población en una guerra civil, y la parte proinglesa es la que tiene armamento. Es como si el hermano mata a su hermano y su cuñada, se queda con la hacienda, y les cuenta a sus sobrinos, que estaban durmiendo en el piso de arriba, que les salvó de los asesinos. Así, los sobrinos se quedan de empleados en la estancia que debería haber sido suya, y le están muy agradecidos al tío. El poder del tío reside en la falsificación de la historia. Es más retorcido que el tío de Hamlet,  pues el príncipe pronto se entera de qué fue lo que en realidad pasó, mientras que nosotros ya va para 200 años que seguimos sin ver lo que verdaderamente nos sucedió. Pero el caso es que hay un antecedente en Hamlet, no? Quizá eso les dio la idea.

Tras un siglo de fructífera unión ibérica, el duque de Braganza -no el pueblo portugués- prefirió separarse de España para no tener que aportar hombres y dinero en la defensa del imperio, que en ese momento estaba rodeado de enemigos y carente de recursos. Pero se buscó un protector. La Gran Bretaña, que al final lo dejó sin nada a Portugal. Pero ¿y al duque qué le importa? El sigue cabalgando en la cresta de la ola, aunque ya sea una ola de medio centímetro,  tan contento. “Mejor cabeza de ratón que cola de león”, pensará.

Los rusos también se han apuntado a la leyenda negra, al indigenismo y a los “pobres aztecas”. Lógico. Les interesa muchísimo mantener a España apartada de la zona, también para dividir e imperar. Seguro que tienen que ver con el indigenismo y el chavismo. La fragmentación fue provocada primero por Inglaterra, y luego predicada por Usa….y también por Rusia. Es normal. Tienden a fragmentar al otro para mejor dominarle. Usa en México crea un falso nacionalismo contra España, que se enseña desde entonces en las escuelas públicas a los niños desde que son chiquitos,  mientras le quita a mediados del XIX el 55 % de su territorio. Había que encarrilar las energías contra España.

Inglaterra predica el liberalismo para que nadie se industrialice; la hispanofobia y el nacionalismo de campanario para que no nos unamos. También predica el iluminismo, o sea, desterrar la trascendencia, para arrancar la fe fundante, concepto este creación de Marcelo Gullo. Entonces el poder empieza a desintegrarse.

Publicidad.

Entre otras nos han falsificado hasta el nombre (esta vez los franceses): latinoamericanos, para que olvidemos todo vínculo con la matriz (aunque últimamente los hispanistas americanos dicen que España era solo una parte más del todo. Hay que ver por qué este cambio).

ESPAÑA CONSTRUYÓ UN IMPERIO, NO UN IMPERIALISMO. Dejó en América mucho más de lo que se llevó. No es lo que hizo Holanda en Indonesia, donde no ha dejado el más mínimo recuerdo. España dejó una civilización completa, dejó lo mejor de sí misma.

Hasta un marxista como Mariátegui llegará a decir: “el poder espiritual inspiraba y manejaba al poder temporal”.

Recientemente Marcelo Gullo ha sacado un nuevo vídeo en YouTube que se titula: “Del collar visible borbón al invisible ingles”. Pero, si anteriormente había explicado que en la América española se vivía, a la hora de las independencias, mucho mejor que en la península, pues sus ciudades y universidades eran más modernas, y había más riqueza y prosperidad, no relaciona esto con el collar visible borbón. Y esto hay que explicarlo. Los Borbones tuvieron que apretar un poco las clavijas en América, porque apenas si llegaban recursos a la península, que tenía que defenderla en Europa de los depredadores. Para eso hacían falta recursos.  El quinto real, es decir, el 25 % del valor de la presa o tesoro que se capturaba, era el destinado a nutrir las arcas del Rey, y a la altura del reinado de Carlos IV ya no llegaba ni al 10 %, porque el rey estaba muy lejos y no se enteraba de todo. Los controles se habían ido relajando, de ahí las reformas administrativas borbónicas de Indias. Si éramos un conjunto que funcionaba como un todo, es decir, un imperio, éramos un imperio, no? ¿O es que la península solo lo era para las duras y las Indias solo lo eran para las maduras?

Publicidad.

COMPARTE


EMBÁRCATE EN LA LUCHA CONTRARREVOLUCIONARIA:

Si quieres defender la cristiandad y la hispanidad, envíanos tus artículos comentando la actualidad de tu país hispano desde una perspectiva tradicionalista, y nosotros los publicaremos. También puedes enviarnos artículos sobre la fe católica y la cultura, entendiendo cultura como amor a la verdad y la belleza, reseñas de libros, artículos de opinión … Ya somos más de 9.000.000 de lectores en todo el mundo, únete a nuestro equipo de voluntarios y difunde la verdad compartiendo en redes sociales, o remitiendo tus colaboraciones a redaccion@tradicionviva.es

Te necesitamos

Somos un espacio de análisis lejos de los dogmas de la corrección política; puedes colaborar haciendo una DONACIÓN.

 

Te puede interesar:

Publicidad.
Click para comentar

También puedes comentar con facebook:

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

BOLETÍN GRATUITO

Recibirá nuestros artículos en su correo.

Gracias por suscribirse.

Algo ha fallado.

Revista gratuita

Revista Soberanía Social

Reciba gratuitamente la revista "Soberanía Social", y la selección de artículos del editor.

LIBRO

Carlismo para principiantes

Revista Tradición Viva

EL NUEVO ORDEN MUNDIAL (NOM)

Podcast

HISTORIA DEL CARLISMO

Publicidad

Rafapal: El carlismo

Análisis

El precio de la relativa benignidad del régimen cubano lo pagó el resto de Hispano América, especialmente Centro América, donde las espontáneas revueltas campesinas,...

Historia

Los españoles se han atribuido siempre la gloria de ser los mejores entre todas las naciones. Y no les falta base para tal opinión...

Actualidad

La Organización Panamericana de la Salud hace caso omiso a la falta de estudios sobre los efectos secundarios de la vacuna.

Cultura

Porque la lucha por el pasado es la lucha por el futuro, una película diferente del Imperio español.

Publicidad

Copyright © 2020. Creado por la Asociación Editorial Tradicionalista - redaccion@tradicionviva.es Revista de historia, actualidad y análisis tradicionalista. Editada en Madrid (Spain). Fundación: 2010. - ISSN 2253-8569 - Director: Carlos Pérez- Roldán Suanzes. Director honorario: Jose Antonio Pérez- Roldán y Rojas. TradicionViva.es un espacio de resistencia civil que pretende crear estados de opinión, análisis y debate en donde las imposiciones políticas no existen. Garantizar esta libertad de pensamiento depende de ti, querido lector. Por ello te pedimos que difundas nuestra publicación, y colabores remitiéndonos artículos y estudios que no tienen cabida en otros medios de comunicación.