Contacte con nosotros

¿Qué quieres buscar?

Análisis

Resistir a la barbarie. Pos-humanismo

La eliminación del hombre está en marcha, realmente y no sólo simbólicamente a través de la destrucción de la cultura.

Imagen: Pixabay

Por Denis Collin

En 1987, Michel Henry publicó un importante libro, La barbarie, en el que mostró que la ciencia, como disciplina maestra, destruye la cultura cuando se deja a su propia suerte. Para Michel Henry, esta ciencia abandonada a su suerte se ha convertido en tecnología, una objetividad monstruosa cuyos procesos se autogeneran y funcionan por sí mismos“. Correlativamente, las ideologías celebran la eliminación del hombre y la vida está condenada a huir. Lo que Michel Henry analizó tan lúcidamente hace más de treinta años ha tomado proporciones considerables. La eliminación del hombre está en marcha, realmente y no sólo simbólicamente a través de la destrucción de la cultura, que fue el foco de la obra de Michel Henry. Ante nuestros ojos, se está produciendo una verdadera “transmutación posthumanista”, para usar el título de la obra colectiva que acaba de ser publicada [1]. El transhumanismo nos lleva más allá de lo humano, hacia un posthumano, ya que hemos aprendido que el hombre debe ser superado como dijo Nietzsche.

Hacia el posthumanismo.

El posthumano, de hecho, ya no es simplemente un tema de ciencia-ficción. Es reclamado por personas muy serias que ven en él el futuro mismo del modo de producción capitalista y el futuro de la humanidad. Así, muchos miembros de los principales círculos de las empresas de “alta tecnología”, a menudo con sede en California, reclaman esta búsqueda del posthumano. Los ejecutivos de Google, Larry Page y Sergey Brin, son fervientes partidarios de la investigación posthumanista y uno de sus líderes, Ray Kurzweil, ha sido un ferviente defensor de la investigación posthumanista en numerosos libros durante casi tres décadas.

Fue Ray Kurzweil quien dijo: “Habrá gente implantada, hibridada, y dominarán el mundo. Los otros, que no lo harán, no serán más útiles que nuestras actuales vacas mantenidas en el pasto”. Y otra vez esto: “Aquellos que decidan seguir siendo humanos y se nieguen a mejorar se verán seriamente perjudicados. Serán una subespecie y serán los chimpancés del futuro. Kurzweil no es un iluminado: miles de líderes y “creadores de opinión” básicamente están de acuerdo con él y ya están trabajando para lograr este objetivo. En Francia, el sabio médico y hombre de negocios Laurent Alexandre es uno de los propagandistas más conocidos del nuevo evangelio del posthumanismo. Pero detrás de él hay muchas personas de ideas afines que comparten las mismas ideas, aunque en menor medida.

Transmutación posthumanista.

Aunque tienen diferentes puntos de vista y a veces filosofías divergentes, los autores de La transmutación posthumanista destacan los principales aspectos de lo que está en juego aquí. Propongo agrupar todo esto bajo el término “trans”: se trata de transgredir todos los límites, los límites de las especies, los límites de los géneros, el límite entre el hombre y la máquina. Todas estas fronteras pueden ser transgredidas, se nos dice, porque el hombre puede llegar a ser dueño de lo que será, en la medida en que, en primer lugar, todas estas fronteras deben ser consideradas como construcciones sociales y, en segundo lugar, gracias a la ciencia y la tecnología, el hombre puede emanciparse de lo que considera un don natural. La transgresión de los límites de lo humano nos conducirá a lo posthumano, y aquí no es necesario hacer distinciones sutiles entre el transhumanismo y el posthumanismo, ya que en cualquier caso es el humano tal como lo conocemos el que se considera obsoleto.

Publicidad.

Hay varias lógicas de intersección. El primero y más antiguo es el que se basa en supuestos datos científicos para organizar el advenimiento de una especie humana superior. La idea de que la tecnociencia mejorará la humanidad está ya en la mente de Descartes en la última parte del Discurso del Método, donde nuestro gran filósofo nacional describe las promesas de la medicina que no sólo garantizará la salud sino que también hará a los hombres “más hábiles y sabios”. Lo que en Descartes es sólo un deseo piadoso parece ser capaz de hacerse realidad cuando la teoría de la evolución alimente las ideologías eugenésicas. Pierre-André Taguieff muestra aquí el vínculo entre la eugenesia clásica (de la que recuerda cuánto la compartían también los políticos e intelectuales de izquierda), la eugenesia nazi y los retoques posthumanistas. Desde la cría de humanos por los nazis hasta la selección de gametos para obtener humanos mejorados, hay una continuidad. Mientras que los nazis todavía tenían que recurrir a los métodos clásicos de cría de animales, hoy la genética y las “tijeras de ADN” (CRISPR) prometen la eugenesia científica evitando la necesidad de eliminar brutalmente a todos los subhumanos. Seguramente serían los primeros en sorprenderse – al menos para algunos de ellos – pero los promotores del ser posthumano son nazis perfectos, ideológicamente hablando. La única diferencia es que todos somos subhumanos, “chimpancés del futuro” y ellos, los científicos, van a provocar la existencia de la raza de los superhombres. Cómo el poshumanismo promueve la eliminación de los valores tradicionales de la Ilustración (libertad, igualdad, fraternidad), y por qué todo esto sólo retoma la ideología nazi, Christian Godin lo muestra con su habitual precisión y claridad. Godin muestra, sin embargo, que el posthumanismo es el cumplimiento del sueño liberal. ¿Esto es contradictorio? En absoluto: el liberalismo quiere eliminar todos los obstáculos a la dominación de los fuertes, como Domenico Losurdo demostró con razón en su Contra-historia del liberalismo.

La negación de los cuerpos.

Esta antigua corriente se cruza con otra: la que quiere abolir la diferencia entre los sexos y hacer de los niños el resultado de un “proyecto parental”. La “fabricación de bebés” se justifica por las exigencias de las llamadas “minorías oprimidas” a las que el orden patriarcal heterosexual les negaría el derecho a tener un niño… Las parejas homosexuales van por delante: quieren poder tener hijos hechos por ellos mismos según su conveniencia. El “parentesco de la intención” tiene prioridad sobre el parentesco biológico, que ha sido relegado a las filas de los anticuados, aunque la técnica todavía no puede prescindir de él por completo. El trastorno en el edificio del derecho civil que implican estas extravagantes nociones es subrayado por la contribución de Aude Mirkovic. Los PMA (procreación asistida medicamente) y la GPA (gestación por otras, según sus siglas en francés, gestation pour autrui) aparecen ahora como los medios de esta marcha hacia la eliminación de la procreación biológica en el nacimiento de los niños.

Cuando la diputada Aurore Bergé declaró, con respecto a la ley que establece “LDC para todos”, que no había ninguna cuestión de que el gobierno prohibiera la procreación por el método natural, esta extraña negación fue una admisión. El LDC y el GPA preparan el camino para que los bebés se hagan a pedido y por supuesto la demanda será “danos lo mejor que tengas, Doctor! »

El último paso es la abolición total de la diferencia de género y la promoción de los “transexuales” como modelo para la humanidad futura. El artículo de Denis Collin muestra que el “transgénero”, con el inverosímil y muy glacial retoque de las operaciones de “reasignación” de sexo, constituye el banco de pruebas del posthumano. Hay en la ideología posthumanista toda una concepción del cuerpo que cuestiona Anne-Lise Diet, un cuerpo reducido al estado de una máquina, transformable a voluntad y supuestamente totalmente independiente del sujeto todopoderoso que lo modela a su antojo.

Una transformación al servicio del capital.

Sin hacer un recuento completo de este riquísimo libro, que recomendamos encarecidamente a todos los que están preocupados por estas grandes aberraciones antropológicas, subrayaremos esta aparente paradoja: el triunfo de la tecnociencia biológica se expresa por el desarrollo de una ideología loca. Los Doctor Frankenstein parecen haber tomado el poder. La genética combinada con la Inteligencia Artificial anuncia el advenimiento de una nueva especie, como en la literatura de ciencia ficción o el cine. Uno de los autores del libro, Jean-François Braunstein, se había preguntado acerca de la filosofía enloquecida, y hoy en día es la tecnociencia la que se ha vuelto tan loca como la filosofía.

Publicidad.

La razón de ello se encuentra en la marcha del modo de producción capitalista: la carrera por la acumulación de capital, que es la fuerza motriz de este sistema “económico”, presupone la carrera por la productividad por un lado y la extensión infinita del dominio de la mercancía por el otro. El resultado es el dominio del trabajo muerto sobre el individuo vivo. Desde este punto de vista, el posthumanismo logra los fines últimos del modo de producción capitalista y convierte a la humanidad en supernumeraria. Por lo tanto, es bastante comprensible que los sectores más avanzados del capital (la GAFA, primeras letras de Google, Apple, Facebook y Amazon) sean los más entusiastas de esta destrucción generalizada de la humanidad. Por el contrario, la crítica del posthumanismo se ha convertido en el preámbulo necesario para una crítica generalizada del mundo dominado por el capital.

Artículo original publicado en francés en https://denis-collin.blogspot.com y traducido para Tradición Viva por Carlos X. Blanco.

https://linactuelle.fr/
  • [1] La transmutation posthumaniste. Critique du mercantilisme anthropotechnique. Éditions QS ? « Horizon critique, 2019, bajo la dirección de Fabien Ollier, con las contribuciones de Isabelle Barberis, Michel Blet, Jean-François Braustein, Paul Cesbron, Denis Collin, Anne-Lise Diet, Emmanuel Diet, Christian Godin, Aude Mirkovic, Isabelle de Montmollin, François Rastier, Pierre-André Taguieff, Patrick Tort et Thierry Vincent.

COMPARTE


EMBÁRCATE EN LA LUCHA CONTRARREVOLUCIONARIA:

Si quieres defender la cristiandad y la hispanidad, envíanos tus artículos comentando la actualidad de tu país hispano desde una perspectiva tradicionalista, y nosotros los publicaremos. También puedes enviarnos artículos sobre la fe católica y la cultura, entendiendo cultura como amor a la verdad y la belleza, reseñas de libros, artículos de opinión … Ya somos más de 9.000.000 de lectores en todo el mundo, únete a nuestro equipo de voluntarios y difunde la verdad compartiendo en redes sociales, o remitiendo tus colaboraciones a redaccion@tradicionviva.es

Te necesitamos

Somos un espacio de análisis lejos de los dogmas de la corrección política; puedes colaborar haciendo una DONACIÓN.

 

Te puede interesar:

Publicidad.
Click para comentar

También puedes comentar con facebook:

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

BOLETÍN GRATUITO

Recibirá nuestros artículos en su correo.

Gracias por suscribirse.

Algo ha fallado.

Agenda

No hay próximos eventos actualmente.

EL NUEVO ORDEN MUNDIAL (NOM)

Publicidad

Revista Soberanía Social

Reciba gratuitamente la revista "Soberanía Social", y la selección de artículos del editor.

Podcast

Publicidad

LIBRO

Carlismo para principiantes
Publicidad

HISTORIA DEL CARLISMO

Actualidad

Es imprescindible señalar el gran poder que la masonería tiene desde un principio a través de grandes corporaciones y gobiernos.

Análisis

La visión cientificista, exclusivamente materialista, donde el hombre es sólo un engranaje de un mecanismo más grande: la sociedad o el Estado, pretende "mejorar"...

Mundo Curioso

Elena Postigo, experta en bioética cuenta que estamos a las puertas de la creación de Cyborgs.

Análisis

“Y el el último enemigo en ser derrotado será la muerte” (1 Cor, 15,26) ¿Qué significa ser hombre? ¿Cuál es su destino? La evolución...

Publicidad

Copyright © 2020. Creado por la Asociación Editorial Tradicionalista - redaccion@tradicionviva.es Revista de historia, actualidad y análisis tradicionalista. Editada en Madrid (Spain). Fundación: 2010. - ISSN 2253-8569 - Director: Carlos Pérez- Roldán Suanzes. Director honorario: Jose Antonio Pérez- Roldán y Rojas. TradicionViva.es un espacio de resistencia civil que pretende crear estados de opinión, análisis y debate en donde las imposiciones políticas no existen. Garantizar esta libertad de pensamiento depende de ti, querido lector. Por ello te pedimos que difundas nuestra publicación, y colabores remitiéndonos artículos y estudios que no tienen cabida en otros medios de comunicación.