Connect with us

¿Qué deseas buscar?

Actualidad

El arzobispo de Poznan propone más misas dominicales ante el coronavirus

Stanislaw Gadecki ha propuesto incrementar el número de misas dominicales, para evitar aglomeraciones.

Stanislaw Gadecki | FSSPX

Con motivo de la epidemia del coronavirus, aún intensificada en países europeos como Italia, Francia y España, se sigue abordando lo relacionado con las prevenciones de propagación (aunque algunos sanitarios sostienen que ya no se está en fase de contención).

A lo largo de la primera mitad de la presente semana, tanto el gobierno nacional como los de algunas regiones han comenzado a adoptar medidas tales como la suspensión de clases, la prohibición de eventos que congreguen a un mínimo determinado y la prohibición de vuelos comerciales entre países como Italia.

La situación ha llegado a poner sobre la mesa (bueno, mejor dicho, incorporar al debate público) la consideración de suspensión de eventos como partidos de fútbol, las Fallas valencianas y la Semana Santa. También se ha llegado a abordar cómo desarrollar actividades religiosas.

Ahora bien, la Iglesia Católica de Polonia, país donde, a las 23:45 del 10 de marzo de 2020, la cifra no alcanzaba la treintena, ha pensado en medidas que hagan compatible la precaución recomendada por los sanitarios con una práctica religiosa en condiciones.

Publicidad.

Precisamente, Stanislaw Gadecki, arzobispo de la diócesis de Poznan (ubicada en el voivodato de Gran Polonia), también famoso, junto al de Cracovia, por sus aguerridas opiniones frente a la amenaza revolucionaria (en su cuarta fase), ha hecho una propuesta de práctica religiosa bastante plausible.

De acuerdo con Catholic Herald, Gadecki ha propuesto incrementar el número de misas dominicales (al mismo tiempo que ha aconsejado a ancianos y enfermos seguir la misma por medios audiovisuales o telemáticos) para evitar aglomeraciones en un momento dado.

A juicio del también representante supremo de la Conferencia Episcopal Polaca, «del mismo modo que los hospitales tratan las enfermedades del cuerpo, la Iglesia está para sanar las enfermedades del alma. Por ello es inimaginable que no debamos orar en nuestras iglesias».


Reciba nuestro boletín
Reciba en su correo nuestros artículos

Somos un espacio de análisis y debate lejos de los dogmas de la corrección política; puede colaborar remitiéndonos sus artículos, reseñas de libros, noticias de su asociación … a nuestra dirección redaccion@tradicionviva.es, o haciendo una DONACIÓN pulsando aquí.

Le puede interesar:

2 Comentarios

2 Comments

  1. Pingback: Entrevista de THE REMNANT: monseñor Athanaius Schneider habla de la reacción de la Iglesia al coronavirus | Adelante la Fe

  2. Pingback: Reacción de la Iglesia ante el coronavirus – El Criterio

Deja un comentario

BOLETÍN GRATUITO

Recibirá nuestros artículos en su correo.

Gracias por suscribirse.

Algo ha fallado.

Advertisement

Revista Soberanía Social

Revista cuatrimestral de pensamiento. Gratuita en pdf
Mantenemos tu datos en privado.

Donar

Tradicion Viva es un espacio de análisis lejos de los dogmas de la corrección política, que se sostiene gracias a la generosidad de sus lectores.

Advertisement
Advertisement
Advertisement

Opinión

Las consecuencias económicas del coronavirus provocarán más daños en las personas trabajadoras que el virus en sí mismo.

Opinión

¡Cuando salgamos de esta pandemia, necesitaremos con urgencia establecer una soberanía económica europea real!

Actualidad

En algunos hospitales estadounidenses, se están negando a reanimar a pacientes contagiados con el COVID19.

Advertisement

Copyright © 2020. Creado por la Asociación Editorial Tradicionalista - redaccion@tradicionviva.es Revista de historia, actualidad y análisis tradicionalista. Editada en Madrid (Spain). Fundación: 2010. - ISSN 2253-8569 - Director: Carlos Pérez- Roldán Suanzes. Director honorario: Jose Antonio Pérez- Roldán y Rojas. TradicionViva.es un espacio de resistencia civil que pretende crear estados de opinión, análisis y debate en donde las imposiciones políticas no existen. Garantizar esta libertad de pensamiento depende de ti, querido lector. Por ello te pedimos que difundas nuestra publicación, y colabores remitiéndonos artículos y estudios que no tienen cabida en otros medios de comunicación.