El orgullo de  ser heterosexual.

El orgullo de  ser heterosexual.

 

La manifestación estatal del Orgullo Gay 2016 ha tomado de nuevo las calles del centro de la capital española para reivindicar nuevas leyes con el objetivo de alcanzar la igualdad real de lesbianas, gays, transexuales y bisexuales. Como el perfil del homófobo, según el lobby gay: es «Varón, joven, delgado, de clase media-alta y católico», yo  que soy mujer, entradita en kilos y edad, y además no pertenezco a la middle class, podría salvarme de sus iras al no coincidir con esos parámetros, pero ah! no cumplo con el más grave de sus requisitos, SOY CATÓLICA, de modo que, como en su escala de “valores” esto es lo peor que se puede ser, de repente asciendo a la cumbre de la pirámide homofóbica según los LGTB getafenses, porque, aunque, la noción hace referencia a la discriminación, es decir, al rechazo o a la persecución y ni lo uno ni lo otro se cumpla por mi parte, me considerarán homófoba  como a toda persona que no respalde o no se manifieste a favor de la homosexualidad.

 

Madrid se vuelca con el Orgullo Gay, dicen los organizadores. Los vecinos lamentan la suciedad que dejan y que este gobierno municipal que tanto se preocupa por ellos, no se muestre diligente en hacer más habitable la ciudad. Hoy día de resaca, el centro de la capital del reino ha quedado como un muladar para desagrado de turistas y elevado cabreo de quienes amamos Madrid. Pero eso sí, la colorida bandera de este colectivo ondea orgullosa en el edificio de la Comunidad y en el del Ayuntamiento. Como estoy visceralmente en contra de sus imposiciones que coartan mi libertad, y me preocupa la procedencia de los principales apoyos que tienen, reivindico, imitando el lema de “Soria (o Teruel), también existe”, un DÍA DEL ORGULLO HETEROSEXUAL, porque éstos, nosotros, también existimos y pagamos impuestos; claro que tenemos en contra la falta de ayudas con que cuentan los LGTB.

Organizada la marea arcoiris, la cabecera suele estar presidida por una gran pancarta con el lema Leyes para la Igualdad Real ¡Ya! de los convocantes, el Colectivo de Madrid (Cogam) y la Federación Estatal de Lesbianas, Gays, Transexuales y Bisexuales (FELGTB). Los políticos de todas las tendencias enloquecen por ir en primer término detrás de las principales pancartas, llegando a sentirse molestos por el ninguneo de no haber sido invitados a participar.También acuden los secretarios generales de UGT y CCOO junto a otros representantes sindicales. Una multitud, que los organizadores han cifrado en más de un millón de personas, se ha unido al desfile de unas veintiocho carrozas de organizaciones representativas del colectivo LGTB, de los partidos políticos –PSOE, Podemos y Ciudadanos-, empresas y movimientos sociales.

Los lemas que exhibian en los carteles eran del siguiente tenor: “Gay OK, Amarse entre iguales no es tan diferente, Homofobia es machismo, Sexo, fe y color sin discriminación, Al amor griego y a Grecia quiero o Mi libertad preserva la tuya”. Mentiras absolutas. Por ejemplo, para ellos cuya prioridad no es la espiritualidad precisamente, sino el sexo, el “Amarse entre iguales” sí que debe ser muy diferente, les falta la complementariedad que da la desemejanza; pero donde ya raya en el cinismo es cuando afirman “Mi libertad preserva la tuya”, porque a los que somos heterosexuales ni nos subvencionan ni nos permiten montar el cirio que ellos montan. Fue un desfile que, si hubiera sido película, solo hubiera podido ser contemplado en salas X. Pero es el orgullo gay y en ese caso absolutamente todo está permitido. Vestidos o desnudos, procaces, exhibicionistas, gestos obscenos, provocación….  Presionan basándose en que participan más de un millón de personas, pero si se pudiera hacer una manifestación en pro del ser humano heterosexual, ¿creen que no seríamos muchos más? ¿Se han planteado Vds.por qué se nos entorpecen las manifestaciones en pro de la familia, la vida, la educación sin intromisión de estos grupos en la formación de los niños, las procesiones religiosas, etc?

Es imposible que el 3 o 4% de la población pueda desarrollar tal poder político y económico de la nada.  Apoyados por políticos que, en su mayoría son heterosexuales (todo un contrasentido), logran que los grandes centros de poder occidental incluyan, como central, este tema en su plataforma de relaciones internacionales, como es el caso de EE.UU, en el que la promoción de la homosexualidads es clave en su diplomacia internacional. ¿Y que puede haber detrás? Tal como se están desarrollando las cosas, el uso de la homosexualidad es una estrategia política y cultural de gran escala y la más novedosa del último siglo que apunta a acorralar al cristianismo buscando la sustitución de la moral judeo-cristiana en occidente[1]. Han imbuido en la sociedad que la homosexualidad lo es desde el nacimiento, o sea que se nace gay. Y esta verdad está siendo impuesta en occidente a sangre y fuego. Pero resulta que, muchos de los que están dentro del movimiento LGBT, no están  convencidos de ello y apuestan al crecimiento de la cantidad de sus miembros debido a la “educación sexual” dirigida desde las escuelas.  

David Benkof[2], un autor gay que escribe en el Daily Caller, presenta el informe de algunos historiadores – algunos de ellos LGBT – que sostienen que la orientación sexual de la homosexualidad no existía como fenómeno promocional hasta hace unos 150 años y que si bien las relaciones entre personas del mismo sexo y el comportamiento han ocurrido de vez en cuando a lo largo de la historia, los estudios académicos LGBT no muestran ninguna evidencia de ninguna cultura con algún grupo de individuos de orientación gay en ningún momento de la historia. Hay evidencia sustancial de amor discreto entre personas del mismo sexo en los tiempos premodernos, pero en ninguna sociedad antes del siglo XIX hubo una minoría gay o incluso individuos visiblemente orientados a la homosexualidad. Se añade además la gran cantidad de investigadores LGTB que han realizado estudios académicos sobre el tema y que continúan demostrando que ningún “gen gay” desencadena la orientación sexual desde el nacimiento. Así lo afirma el historiador Dr. Martin Duberman[3], fundador del Centro de Estudios de Lesbianas y Gays, cuando dice que “no hay un buen trabajo científico que establezca homosexuales o heterosexuales.” De modo que, de acuerdo con los expertos sobre la homosexualidad a través de siglos y continentes, ser gay es una construcción social relativamente reciente que, por interés de algunos, la convierten en ideología.

¿Y quién tiene interés en desarrollar dicha ideología? Muchos perciben que detrás de las leyes impulsadas hay condicionamientos e incluso amenazas. Otros hablan de intereses y acuerdos. Es relativamente fácil evidenciar que hay vinculaciones entre algunos grupos e individuos políticos, sobre todo de izquierdas, socialistas y liberales y los lobbys de poder gay. Está claro que las palabras y las acciones de todos ellos tienen repercusión en el campo legislativo.

Los lobbys gay están presentes en las políticas internas de varios países y organizaciones. LifeSiteNews.com denunció en julio de 2007 que el entonces primer ministro británico, Gordon Brown[4], apoyaba la agenda gay que promueve el lobby Stonewall[5] y pretendía erradicar toda oposición a la homosexualidad, especialmente en las escuelas religiosas. En una columna de Brown publicada en la web pro gay PinkNews, el premier declaró que se debe combatir la homofobia en las escuelas. En el mismo artículo Gordon prometió que la Comisión para la Igualdad y Derechos Humanos, entonces de reciente creación en el Reino Unido, sería utilizada para cambiar las actitudes hacia la homosexualidad. Y para observar la radicalidad con que llevan a la práctica ese cambio, tenemos el ejemplo de Brasil donde la ABLGT ha intentado silenciar a quienes no piensan como ellos, para lo cual, promueven un proyecto de ley que prohibiría las críticas de todo género a la homosexualidad aunque, en opinión de varios, se procede como si ya estuviera en vigor. En palabras del editor de la revista Medios sin Máscara, los grupos de presión homosexual “quieren mucho poder porque el movimiento homosexual no es independiente. Es parte de la maquinaria izquierdista”. 

Lo sucedido en Brasil, se repite en Argentina, Noruega, por supuesto Estados Unidos e Islandia, primer país que ya a finales de enero de 2009, contó con una jefa de gobierno abierta y declaradamente lesbiana. Pero ciertamente lo de menos son  las personas, siempre que en su actividad no den mal ejemplo, sino que lo peor, por ser más peligroso, son las iniciativas políticas, porque buscan robustecer la aceptación pasiva de la homosexualidad. El ayuntamiento de Barcelona anunció a inicio de febrero de 2009 que para 2010 construiría una biblioteca especializada en temas del homosexualismo. Según el concejal de derechos civiles de la ciudad condal, se trata de una necesidad social. La Generalitat de Cataluña forma parte de la Internacional Gay (ILGA) desde hace un par de años y no es la primera iniciativa de este tipo.
De hecho, las bibliotecas públicas de la red de la diputación y el ayuntamiento de Barcelona, han ofrecido sesiones de personas que narran cuentos para niños con personajes homosexuales como protagonistas. Los folletos que han promovido la iniciativa tienen frases como la siguiente: “¿De quién te enamorarás, de Marta o de Andrés?

Pero en este mundo materialista hay que buscar cuáles son concretamente los lobbys de presión y de dónde les viene la ayuda económica para impulsar sus iniciativas. Recurrimos a Il Giornale que publicó en septiembre de 2009 un artículo de Luigi Mascheroni donde quedaba respondida la interrogante. “En Estados Unidos existe una asociación, Out&Equal, con sede en San Francisco que promueve el derecho a la igualdad de los homosexuales en los lugares de trabajo. Y en todos los bancos, en IBM, en Johnson&Johnson, existen grupos organizados de “GLBT”, el acrónimo utilizado para referirse a gays, lesbianas, bisexuales y transexuales. Y es a través de organizaciones como éstas que la comunidad homosexual “hace network”, es decir lobby. Un lobby poderoso y rico. De hecho, según un dossier del 2006 de la revista Tempi, riquísimo: el lobby homosexual internacional, que tiene su roca fuerte en Nueva York, Washington, San Francisco y Bruselas; es siempre el más influyente. Recibe financiación sea de las grandes corporaciones americanas, sea de los gobiernos y las instituciones internacionales, bajo la forma de donaciones a ONG´s o fondos para la lucha contra el SIDA. Uno de los grupos más influyentes que apoyan la batalla por los “derechos” de la comunidad gay y bisexual en los Estados Unidos como en América Latina y en Europa es el de las Catholics for a Free Choice, una organización que junto a la International Lesbian and Gay Association (presente en 90 países con más de 400 organizaciones afiliadas) trabaja en Bruselas para hacer presión sobre los legisladores para que actúen contra los Estados que no reconocen la homosexualidad”. 

Y agrega Mascheroni: “Justo para captar el poderío económico, el grupo Catholics for a Free Choice dispone de un budget anual de 900 mil dólares y está financiada por muchos poderes fuertes, entre los cuales Playboy Foundation, la MacArthur Foundation, la Open Society Institute, de George Soros[6], y la Rockefeller Foundation[7]. Las mismas fundaciones, con la ayuda de colosos de la industria mundial –de Kodak a American Airlines, de Apple a Toyota– financian con decenas de millones de dólares la más importante organización gay con sede en Washington: la Human Rights Campaign. Y sólo por citar otro coloso, SONY está entre los fundadores de MTV Gay Channel…”.

Revelador. Revelador porque sin una fuente de recursos no hay posibilidad de llevar adelante el proyecto de reingeniería social. Se unen en el apoyo al activismo homosexual empresas como McDonalds, IBM, Procter&Gamble, Motorola, Intel, American Airlines, American Express, Microsft, L´Oreal, Xerox, etc. Buena parte de ellas son incluso miembros de la Cámara de Comercio de Gays y Lesbianas de los Estados Unidos en calidad de fundadores, socios corporativos o aliados y empresas “gay friendly”. Como reportó NoticiasGlobales, “no se trata de empresas que evitan cualquier discriminación injusta de los homosexuales, sino que activamente se dedican a impulsar un modo de vida contrario a la naturaleza”. [8] En 2009 el presidente de la American Family Association expresó su malestar por la postura de Pepsi, quien, según el mismo Donal Wildmon[9], “se niega a dar dinero a cualquier organización a favor de la familia y que se oponga a la agenda homosexual”. Sin embargo, en los últimos años, Pepsi ha dado más de un millón de dólares a grupos que promueven la homosexualidad.

La presión llega a todos los continentes, incluida la olvidada África. James Nsaba Buturo, ministro de Estado para la ética y la integridad, en Uganda, denunció en abril de 2009 la pretensión de la ONU por imponer a través de misiones encubiertas la aceptación de la homosexualidad en países soberanos: “En las Naciones Unidas hay intentos de algunos países por imponer la homosexualidad en otros países como el nuestro […] es deber de los ugandeses estar alerta porque se están utilizando todas las mentiras y engaños para hacer daño a nuestra sociedad, afirmó en declaraciones recogidas por ForumLiberta.com (cf. 04.04.2009). Y matizó también: “Una bien organizada y financiada maquinaria homosexual se está desarrollando en un país tras otro para despenalizar las prácticas homosexuales y legalizar el matrimonio entre personas del mismo sexo”. (Uganda es uno de los países que, con sus campañas de abstinencia y fidelidad, ha logrado revertir las infecciones de VIH).

Tienen este poderoso grupo el apoyo incondicional de aquél que, en esta época histórica, es el líder  político y social del mundo, Barack Obama, quien dijo  “Queda mucho camino por recorrer en la aceptación del movimiento homosexual” y  “hay que apoyar las uniones civiles y los derechos federales que prohíben la discriminación en el lugar de trabajo para las parejas LGTB”. Y añadió casi al final de su discurso: “Quiero que sepan que yo en esta tarea no sólo seré su amigo, voy a seguir siendo un aliado y un campeón, un presidente que lucha con ustedes y para ustedes”. De manera que el día del orgullo gay de ese año se comprometió a revocar la Defence of Marriage Act (DOMA), a derogar la prohibición de que sirvan en el ejército homosexuales declarados. (Lástima que Gila no pueda deleitarnos parodiando esta situación).

En África el homosexualismo esta ejerciendo una presión insufrible.

En África el homosexualismo esta ejerciendo una presión insufrible.

Los “logros” impuestos apuntan a una relación estrecha entre fuerzas políticas y lobbys homosexualistas en todo el mundo. La fuerza de estos lobbys hace que influyan en los grupos políticos y que éstos determinen la prioridad de sus actos. En España el ministerio de Justicia subvencionó a la federación de gays y lesbianas a través de la fundación “Pluralismo y Convivencia”, con recursos que deberían ir destinados a la promoción de la libertad religiosa y a dar a conocer las diferentes confesiones religiosas (cf. ReligionenLibertad.com, 14.01.2010). Pero cada vez dan un paso más allá en la imposición totalitaria de sus ideas: Ulrike Lunacek, eurodiputada pretende que la UE persiga como”delito de homofobia” decir que el matrimonio es la unión de un hombre y una mujer, o defender el derecho de todos los niños a tener un padre y una madre. El Informe Lunacek pretende que el Parlamento Europeo vote a favor de crear derechos específicos por razones de orientación sexual y de eso que el lobby gay llama “identidad de género” que la eurodiputada austriaca denomina “hoja de ruta” para que los Estados miembros de la UE legislen al dictado de los dogmas de una minoría ideológica particular.

Pero no solo están infiltrados en la política. Lo están también en la Iglesia, no en vano este grupo es hijo de la masonería. En Ciudad de México, por ejemplo, la ley que dio luz verde al gaymonio fue aprobada únicamente por legisladores de izquierda, especialmente del Partido de la Revolución Democrática (PRD) el partido masónico radical, aquel que ante la visita de Juan Pablo II, puso el grito en el cielo porque el papa estaba predicando “palabras peligrosas” como  pronunciar el grito de “Viva Cristo Rey” y considerar mártires a los caídos en el Movimiento Cristero[10]. Sin embargo, lo peor está, en actitudes como la del obispo de Saltillo, también en Méjico, quien, abiertamente apoya a la comunidad lésbico-gay que tomó el nombre de San Elredo[11], prostituyendo el honor y nombre del santo de la amistad. Esa misma diócesis mexicana de Saltillo y su obispo Mons. Raúl Vera López, respaldaron, anunciándolo en su web, el 4º «Foro de Diversidad Sexual, Familiar y Religioso», que se llevó a cabo en esa ciudad del 25 al 27 de marzo de 2011. Lo organizó esa comunidad «San Elredo», un grupo LGBT que -contradiciendo las enseñanzas de la Iglesia-  quiere «erradicar lo que algunos sectores de la Iglesia (N. de Catolicidad: es decir los sectores fieles) piensan acerca de la homosexualidad», y especialmente «que los actos homosexuales son opuestos a Dios»[12]. La conferencia “La homosexualidad vista desde la Iglesia”, será presentada por “fray” Julián Cruzalta, un falso sacerdote que se presenta como fraile dominico y como “capellán” de la organización “Católicas por el derecho a decidir”, que promueve la aceptación del aborto en la Iglesia. La Orden de Predicadores en México (Dominicos) a la que pertenece el propio Mons. Vera López, ha advertido repetidamente que Cruzalta abandonó la congregación durante el diaconado y jamás fue ordenado sacerdote; no obstante, Mons. Vera hace oidos sordos a dichas advertencias…(¿a quién deberá obediencia monseñor?)

La imbricación de los lobbys gays y la masonería se infiltraron hasta el corazón de la Iglesia, el Vaticano. Solo un día antes de que comenzara el sínodo por la familia, el sacerdote polaco Krzysztof Olaf Charamsa (43 años) reveló su homosexualidad. No sólo eso, además el miembro de la Congregación para la Doctrina de la Fe, organismo dependiente del Vaticano que se encarga de vigilar el respeto del dogma católico, tiene pareja: Quiero que la Iglesia y mi comunidad sepan quién soy: un sacerdote gay, feliz y orgulloso de mi propia identidad”, confesó monseñor Charamasa. “Sé que la Iglesia me verá como alguien que no supo cumplir con su deber (de castidad), que se extravió y, por si fuera poco, no con una mujer, ¡sino con un hombre!”, añadió el cura, que sabe que este es el fin de su carrera sacerdotal. La movida de Charamsa tiene un objetivo estratégico, ya que lo saca a la luz cuando el papa Francisco debe abrir el sínodo sobre la familia en el que uno de los puntos a debatir es precisamente la homosexualidad. El tema divide fuertemente a la iglesia y seguramente el antecedente que deja Charamsa agitará la discusión. El poder  del lobby y de su “padre fundador” (la masonería), está detrás de estas orgullosas, desinhibidas y nada arrepentidas declaraciones del cura polaco. Como también lo está detrás de la campaña que han lanzado contra monseñor Vitus Huonder, Obispo católico de Chur en Suiza por haberse atrevido, en un evento celebrado en Alemania, a  citar el pasaje del Levítico (20,13) que en el  Antiguo Testamento condena las relaciones sexuales entre homosexuales. Grupos como Pink Cross en Suiza y New Ways Ministry en USA han emprendido una feroz campaña en su contra con demanda penal incluida. Se deduce, por tanto, que los obispos deben pedir permiso a estos grupos antes de preparar su prédica a los feligreses o exponerse a feroz persecución y difamación por parte de quienes dicen reivindicar la libertad.

Monseñor Krzystof Charamsa hizo pública su homosexualidad junto a su pareja

Monseñor Krzystof Charamsa hizo pública su homosexualidad junto a su pareja

En general, el Orgullo Gay se dedica a parodiar e insultar al Papa. En Valencia la han emprendido contra el cardenal Cañizares de manera brutal y soez,  con muchas pancartas insultantes contra la Religión Católica,  en las que se leía “el condón es igual a vida y la Iglesia es igual a SIDA, una afirmación que nada tiene que ver con la realidad ya que el preservativo no es infalible y la Iglesia, actualmente, es la organización que más esfuerzo y personas dedica a atender a enfermos por el VIH. En la misma manifestación una supuesta monjita, ‘ligera de cascos’ y en actitud lesbiana, se dejaba abrazar ‘amorosamentepor toda aquélla que se le acercara y seis personajes con tanga y cuero, vestidos de amarillo y negro y ligeros de ropa, de una supuesta ‘Guardia Sucia’ aupados sobre sus botas de plataforma, hacían mofa de la Guardia Suiza del Vaticano.

Se dice que ambos problemas, homosexualidad y masonería,  fueron causa de la muerte del Papa Juan Pablo I y de la “retirada” del Papa Benedicto XVI, abrumado ante los informes que los cardenales “detectives” por él designados, (el español Julián Herranz, el eslovaco Josef Tomko y el italiano Salvatore De Giorgi), le presentaban en toda su crudeza, la existencia de homosexualidad en los muros vaticanos y de “impropriam influentiam”, es decir, de chantajes. Dos días después, el Papa habló en el aniversario del Concilio Vaticano II: En estos años hemos aprendido que el pecado original existe, se traduce siempre en pecados personales que pueden convertirse en estructuras de pecado. Hemos visto que en el campo del Señor hay siempre cizaña. Que en la red de Pedro hay peces malos”. Fue una más de sus duras críticas de estos años, a veces tan enigmáticas, a los males internos de la Iglesia. El informe estaría en la caja fuerte del apartamento papal y habrá pasado a manos del nuevo Papa, a quien le tocará hacer la gran limpieza que Benedicto XVI se vió incapaz de abordar.

En definitiva, ante este complejo problema debemos reflexionar acerca del objetivo que se marcan. Es conocida su lucha contra la Iglesia, pero esta proliferación del movimiento gay, va más allá, como expresa con radicalidad Christopher Manes, miembro de Earth First[13], (aunque estamos seguros que los proponentes se preservarán de la moción):

“La extinción de la especie humana no sólo es inevitable, es una buena cosa”.

 


 

[1] Foros de la Virgen María.org

[2] David Benkof  (nacido David Bianco en 1970) es un historiador formado en Stanford cuya investigación se ha centrado en la historia judía moderna y la homosexual y lesbiana en el pasado. Ha escrito sobre gays y lesbianas en decenas de  publicaciones LGBT y es autor del libro (como David Bianco) “Gay Essentials: Datos para su mente Queer” (Alyson, 1999). Ha sido profesor de gays y lesbianas en el centro de la comunidad de San José y el Instituto de Educación Gay y Lesbiana en West Hollywood.

[3] Dr. Martin Duberman (nacido el 6 de agosto de 1930) es un historiador, biógrafo, dramaturgo y activista estadounidense defensor de los derechos de los homosexuales.

[4] James Gordon Brown (Glasgow, 20 de febrero de 1951) político británico, miembro del Partido Laborista. Fue primer ministro del Reino Unido entre 2007 y 2010.Con anterioridad había sido Chancellor of the Exchequer (cargo equivalente al de ministro de Hacienda) del Reino Unido durante los gobiernos de Tony Blair (1997-2007). Ya desde 1983 había sido miembro del Parlamento Británico; elegido líder de su partido en 1997, fue nombrado primer ministro del Reino Unido  tras la dimisión de Tony Blair. Dimitió como líder laborista el 10 de mayo de 2010, después de perder las elecciones generales, para facilitar un pacto de Gobierno entre su partido y el de los liberaldemócratas. Un día después, presentó su dimisión como primer ministro.Se vió implicado junto a Lord Robertson, jefe de la OTAN y al ex ministro de economía con Blair, el homosexual declarado, Peter Mandelson en una red de pedófilos.

[5] Los disturbios de Stonewall consistieron en una serie de manifestaciones espontáneas y violentas en protesta contra una redada policial que tuvo lugar en la madrugada del 28 de junio de 1969, en el pub conocido como Stonewall Inn,  ubicado en el barrio neoyorquino  de Greenwich Village. recuentemente se citan estos disturbios como la primera ocasión, en la historia de Estados Unidos, en que la comunidad LGBT luchó contra un sistema que perseguía a los homosexuales con el beneplácito del gobierno, y son generalmente reconocidos como el catalizador del movimient9o moderno pro-derechos LGBT en Estados Unidos y en todo el mundo.

[6] Nacido hace ochenta años en Budapest con el nombre de Dzjcgdzhe Shorash, la educación política de George Soros comienza con la invasión nazi de Hungría y el exterminio de miles de judíos, tragedia a la que sobrevivió ocultando su verdadera identidad. Tras el final de la Segunda Guerra Mundial, la pesadilla hitleriana sería sustituida por la no menor del estalinismo y el joven húngaro decide emigrar a Gran Bretaña, donde trabajando de camarero, pintor y recolector de manzanas logrará estudiar en la London School of Economics.  Algunos dicen que fue protegido de ambas persecuciones por un sujeto que se apoderaba de los bienes de judíos ricos, actividad en la cual Soros participó con entusiasmo y que así ’sobrevivió’ a la guerra y abandonó Hungría sólo dos años después de su término y quizás también le permitió estudiar en esa prestigiosa, elitista y carísima, Escuela de Economía. Allí entabló una formativa amistad con Karl Popper.

Creó el “Quantum Fund” registrado en el oasis tributario caribeño de las Antillas Holandesas (Aruba) y para evadir la supervisión de las autoridades estadounidenses sobre sus movidas financieras; contrató exclusivamente a ciudadanos europeos para su Consejo Administrativo y sus directores son una extraña mezcla de economistas de Suiza e Italia… Soros ha sido incorporado como ‘hombre de paja’ al conglomerado bancario anglo-francés de  los Rothschild. Comprensiblemente esta circunstancia se mantiene oculta por interés tanto de Soros como de los mismos Rothschild*, para no enturbiar sus estrechas relaciones con amigos en la City londinense, el Ministerio de Relaciones Exteriores, el estado israelita, así como sus poderosos amigos en el establishment yanqui”. Su método de infiltración siempre es el mismo: una organización libre de impuestos para él y sus amigos occidentales, destinada a penetrar en los más altos estratos del gobierno y poder comprar a las personalidades más importantes en los campos político y económico en todos los países.Hoy Soros dispone de Fundaciones en Bosnia, Croacia, Eslovenia y en Serbia (la ‘Fundación Yugoslava Soros’ de Belgrado). Utiliza los fondos de sus Fundaciones para comprar a periodistas influyentes y para neutralizar a los detractores de su ‘terapia de choque’ tildándolos públicamente de ‘neonazis’ o ‘antisemitas’.

* La irrupción de la casa de Rothschild en los círculos de poder de Europa Occidental coincide con las primeras insurgencias iluministas, que culminarán con la revolución francesa en 1789. Diversos autores de la época como Jacques François Lefranc (1791) , Agustín Barruel (1797), Charles Louis Cadet de Gassicourt (1797), John Robison (1798) o Sir Walter Scott (1827), exponen la tesis de que la revolución francesa estuvo completamente dirigida en todo momento por sociedades secretas, especialmente por los iluminados de Baviera y la Masonería, con vastos medios financieros a su disposición, con la meta de derrocar a la “Cristiandad” y a las instituciones tradicionales europeas. Sea como fuere, todas estas nuevas corrientes de pensamiento, subversiones anti-tradicionales, “teorías de conspiraciones” y luchas ideológicas hubieran sido impensables unas décadas antes de que los Rothschild consolidasen su poder financiero en los asuntos de las potencias europeas.

Simultáneamente a que Mayer Amschel se enriquecía gracias a su falta de escrúpulos, Adam Weishaupt (considerado a menudo como un agente de la rama de Frankfurt de los Rothschild) fundaba los iluminados de Baviera. Mayer Amschel pronto comprendió que ambos deseaban lo mismo, cambiar el statu quo hacia un formato que los favoreciera. Sin embargo habría que actuar entre bambalinas, los Illuminati ya habían sido oficialmente destruidos en 1784 y sus miembros destituidos se encontraban en la clandestinidad en la época en la que Mayer Amschel los congregó en su casa de Frankfurt en 1786, siendo el objeto principal de la reunión analizar los nuevos e importantes planteamientos de la Revolución Francesa.Algunos años más tarde el diputado y miembro del Comité de Salud Pública de la Asamblea Nacional Joseph Cambron, recordaba que a partir de 1789 “la gran Revolución golpeó a todo el mundo excepto a los financieros”.  Así han continuado hasta hoy, en esa confluencia de intereses.

[7] La poderosa Fundación Bill y Melinda Gates, vincula formalmente su programa a  los fines de la Fundación Rockefeller (iluminati y luciferina), e incluye su financiación para vacunasreducción de la población, dinamitar las relaciones hombre-mujer, y, en definitiva, dar lugar al movimiento gay.

[8] forosdelavirgen.org/…/historiadores-lgtb-admiten-que-no-se-nace-gay-y-que-la-orient…

[9] Donald Wildmon Ellis  (nacido el 18 de enero de, 1938) Fue ordenado como ministro de la Iglesia Unida Metodista en 1964 y sirvió como pastor hasta 1977, cuando dejó la pastoral para hacer campaña contra la pornografía y la violencia en los medios de comunicación. A lo largo de la década de 1970, Wildmon protestó activamente por series de televisión que él pensaba mostraban estilos de vida inmorales.En junio de 1977, se trasladó a Tupelo, Mississipi, para establecer la Federación Nacional de Decencia (DFN), el predecesor de la moderna American Family Association, porque después de ver  la televisión una noche en diciembre de 1976 consideró que ningún programa de televisión de horario estelar era apropiado para una familia con niños pequeños.  Ex locutor de radio y fundador y presidente emérito de la American Family Association y la American Family Radio, en febrero de 1980, Wildmon fundó la Coalición para una mejor televisión (CBTV) y  ese mismo año formó una nueva organización, Líderes cristianos para Televisión Responsable (CLEAR-TV).

[10] Evaristo Pérez Arreola, asesor presidencial, en “El Solde Méjico” de 11 de mayo

[11] Elredo de Rieval ((1110-1167), conocido en español como San Alfredo, fue un monje y abad cisterciense e inglés, teólogo y escritor. La Iglesia Católica y la Comunión Anglicana lo veneran como santo.

[12] Luis Fernando Pérez Bustamante http://www.catolicidad.com/2011/03/escandaloso-apoyo-al-lobby-gay-de-un.html

[13] Earth First! (¡Primero la Tierra!), es un movimiento ecologista radical que emergió en el suroeste de Estados Unidos en 1979. Diversos medios de comunicación y otros colectivos afirman que el grupo es una organización ecoterrorista. Hay grupos de Earth First en todo el mundo, incluida España.

Le recomendamos






Comenta

Comenta nuestras noticias con tu cuenta facebook.

entrevistas tv
logo opinion portada