Contacte con nosotros

¿Qué quieres buscar?

Actualidad

El éxodo de los venezolanos continúa

Mientras el éxodo de los sufridos venezolanos continua, voluntarios católicos ayudan para aliviar el hambre.

Mientras los ojos del mundo se fijan en la situación de tensión creada en la frontera sur de los Estados Unidos por la llegada de las caravanas de los migrantes centroamericanos que esperan que se les permita ingresar, otro grupo de migrantes recibe asistencia, casi en una situación de emergencia, en la frontera entre Colombia y Venezuela.

De hecho, un gran grupo de venezolanos espera, formando largas filas, para recibir gratis un plato de “pasta con atún”, un plato “delicioso” para muchos migrantes que llegan hambrientos de diferentes partes de Venezuela, con la intención de continuar el viaje hacia el al sur de latinoamerica, tal vez al Perú.
Son recibidos por un grupo de voluntarios católicos que trabajan para aliviar el hambre de esta población vulnerable: hay también muchos que cruzan la línea divisoria entre Colombia y Venezuela solo para llegar aquí y aprovechar este gesto de caridad, antes de regresar. otra vez a Venezuela. Esta es la misión diaria de los más de 200 colaboradores de la “Divina Providencia”, un comedor popular de la comunidad de la Iglesia Católica, ubicada en Villa del Rosario, Norte de Santander, a menos de 500 metros del puente internacional Simón Bolívar.
Este grupo de voluntarios, colombianos y venezolanos, coordinado por la diócesis de Cúcuta y por las parroquias de la zona, recibe alimentos del Banco Mundial de Alimentos, que gestiona la donación de las Naciones Unidas. Este grupo de personas de la diócesis de Cúcuta prepara alrededor de 3.000 comidas al día.
“La crisis económica y la falta de alimentos nos han llevado a salir de Venezuela. Siempre he creído que es inútil criticar, así que me quedé aquí para ayudar a mis compatriotas, desde aquí, con lo que más falta en mi país: la comida”, dijo Alexis José Rivero López, de Venezuela, de Acarigua , quien llegó a Colombia hace 10 meses y encontró una opción de supervivencia como asistente de cocina en la Divina Providencia.
Según la ONU, alrededor de 2,3 millones de personas han abandonado Venezuela desde 2014, desde que comenzó una aguda crisis económica. Colombia ha recibido a más de un millón, de los cuales ha regularizado 820,000, mientras que en Perú casi un millón de venezolanos están registrados.

Click para comentar

También puedes comentar con facebook:

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

BOLETÍN GRATUITO

Recibirá nuestros artículos en su correo.

Gracias por suscribirse.

Algo ha fallado.

EL NUEVO ORDEN MUNDIAL (NOM)

Publicidad

Revista Soberanía Social

Reciba gratuitamente la revista cuatrimestral "Soberanía Social", y semanalmente la selección de artículos del editor.

Podcast

Publicidad

LIBRO

Carlismo para principiantes
Publicidad

Historia

Para Fray Junípero y demás misioneros enviados por España el indio era un hermano al cual había que rescatar de la barbarie, incorporar a...

Actualidad

La posibilidad de una reforma al sistema judicial en la República Argentina divide las aguas en la política nacional.

Actualidad

Una empresa española pagó 7,4 millones a un ex viceministro de Chávez después de adjudicarse proyectos en Argelia y Chile.

Cultura

Surgieron a ambos lados del Atlántico un movimiento de unión entre los antiguos pueblos católicos e hispanos, herederos de aquella renovada Roma que fue...

Publicidad

Copyright © 2020. Creado por la Asociación Editorial Tradicionalista - redaccion@tradicionviva.es Revista de historia, actualidad y análisis tradicionalista. Editada en Madrid (Spain). Fundación: 2010. - ISSN 2253-8569 - Director: Carlos Pérez- Roldán Suanzes. Director honorario: Jose Antonio Pérez- Roldán y Rojas. TradicionViva.es un espacio de resistencia civil que pretende crear estados de opinión, análisis y debate en donde las imposiciones políticas no existen. Garantizar esta libertad de pensamiento depende de ti, querido lector. Por ello te pedimos que difundas nuestra publicación, y colabores remitiéndonos artículos y estudios que no tienen cabida en otros medios de comunicación.