Contacte con nosotros

¿Qué quieres buscar?

Tradición Viva

Análisis

El Occidente posliberal y la nueva anormalidad

Los antiguos derechos básicos y humanos son reemplazados por los «derechos» del clima, la naturaleza y el planeta entero.

POR MARCOS SIIRA

Términos como «orden internacional basado en reglas» «orden mundial liberal» se refieren al consenso formado después de la Segunda Guerra Mundial, en el que los líderes mundiales (banqueros centrales y propietarios corporativos con sus lacayos políticos) crearon una gran cantidad de instituciones y acuerdos internacionales para promover la «cooperación global».

Estados Unidos emergió como el defensor número uno de este sistema, y ​​los derechos humanos, una economía de mercado «libre» y muchos otros conceptos fueron llevados al centro de la jerga sociopolítica occidental, que desde entonces se ha extendido a la conciencia de las masas a través de diversas instituciones, los medios de comunicación, la industria del entretenimiento y la educación. Como dice Morgoth’s Review , «si vives en Occidente, has vivido toda tu vida en un orden mundial liberal».

Con la ayuda de esta palabra mágica que exuda valores humanistas, el establecimiento judío angloamericano que domina el mundo, a pesar de todos sus horrores, se ha atrevido a afirmar que está del lado de la «humanidad» y que está en contra de la «tiranía». En la historia, siempre nos remontamos a la época de Hitler y Stalin, por lo que encontramos sus reprochables contrapartes en el presente.

El filósofo del derecho y teórico político alemán Carl Schmitt señaló que el concepto de «humanidad» ha sido una herramienta útil para la expansión imperialista. Con su ayuda se ha deshumanizado a los enemigos del poder monetario occidental, que luego podrían ser atacados desde el amparo del escudo de la superioridad moral.

Los liberales occidentales siempre han afirmado estar con la causa de la humanidad. Incluso en Finlandia, «que pertenece a Occidente», ruge el presidente de la OTAN, Niinistö, los políticos han aprendido mucho sobre la «dignidad humana indivisible» y la «base de valores occidental», que es lo único que garantiza el civismo y la honestidad. Los opositores no están del lado de la humanidad: son la «excepción» a la regla redactada por Occidente, absolutamente no-personas que pueden ser tratadas en consecuencia.

Publicidad.

TE NECESITAMOS: Google nos ha censurado la publicidad por ser peligrosa nuestra información. Somos un espacio de análisis lejos de los dogmas de la corrección política por lo que puedes  colaborar haciendo una DONACIÓN (pulsando aquí)

Si el consenso de la posguerra se basó en la idea de que hay «una humanidad», la idea actualizada del Occidente posliberal es que hay «un planeta», señaló Morgoth. El concepto de una sola humanidad hizo posible que Occidente se transformara demográficamente en uno multicultural (con el objetivo final de descartar todas las peculiaridades culturales en favor de los «ciudadanos del mundo») y silenciar a los críticos como «racistas».

En la nueva fase, se vislumbra un programa de acción global llamado Agenda 2030: preocupación por el «cambio climático» y demanda de desarrollo sostenible, que incluye regulación de todo, seguimiento de la huella de carbono, producción de energía libre de fósiles, alimentos sintéticos y otras ideas. Al implementarlo, las familias multimillonarias y sus compañías de inversión aún pueden obtener enormes ganancias adicionales después de haber extraído y perforado yacimientos de petróleo.

La nueva «transición verde» también significa que los antiguos derechos básicos y humanos son reemplazados por los «derechos» del clima, la naturaleza y el planeta entero. Entonces, ¿quién puede defender lo que es o no es lo mejor para el planeta? Por supuesto, científicos y expertos que están en la nómina de multimillonarios y cuyos «resultados de investigación» y recomendaciones impulsan la agenda del poder del dinero.

La trama oscura de este «desarrollo» comienza a revelarse cuando se dice que hay demasiada gente en la Tierra. Nos aseguran que si las emisiones de dióxido de carbono no se reducen casi a cero, toda la vida del planeta está en peligro. En esta difícil fase, los derechos humanos deben ser limitados “por el bien de todo el mundo”, pero en lugar de estar realmente subordinados a la “naturaleza”, estamos subyugados por la planificación tecnocrática a los caprichos de los círculos financieros.

“A nadie se le pregunta si quiere un desarrollo acorde a la Agenda 2030”, afirma Morgoth. Si el nombre del juego es «salvar el planeta», por supuesto que los ciudadanos no pueden votar en contra de salvarlo. La vida en las «democracias liberales» está llegando a su fin cuando otro ismo se hace cargo. Por el momento, sin embargo, no tenemos un nombre exacto para el nuevo orden, por lo que la élite que gobierna Occidente seguirá fingiendo, es decir, defendiendo la «democracia» y la «libertad».

Publicidad.
Puede leer:  Maldita pedofilia

TE NECESITAMOS: Google nos ha censurado la publicidad por ser peligrosa nuestra información. Somos un espacio de análisis lejos de los dogmas de la corrección política por lo que puedes  colaborar haciendo una DONACIÓN (pulsando aquí)

El período COVID fue, en cierto sentido, una prueba de la nueva normalidad (anormal). La biopolítica del estado de excepción dictaba que la población debía acceder a extrañas normas en nombre del “bien común”. Los detractores críticos con las vacunas y las restricciones fueron etiquetados y culpados. La lucha contra un enemigo invisible proporcionó el marco para preparar a la gente asustada que caminaba con máscaras para lo que estaba por venir. Como ya se afirma en el informe “Los límites del crecimiento” encargado por el foro de debate del club de Roma en la década de 1970 , la humanidad misma es el enemigo (¿virus?) del que hay que proteger al planeta.

Aunque el poder del ethos occidental de la libertad ha comenzado a erosionarse en los últimos años, los valores liberales aún se ven amenazados por enemigos que deben ser deshumanizados. Tales son las potencias que compiten con Occidente, como Rusia y China. Con la campaña de la guerra de la información, ya se ha incitado a la gente contra un grupo de personas, los rusos -y pronto también los chinos-, contrarios a los dogmas del liberalismo. Esta vez se perdona la intolerancia y se incita incluso al odio a los ciudadanos de los países occidentales.

Sin embargo, no es Putin ni el Politburó comunista de China los que asustan a la juventud local con la catástrofe climática y la destrucción del mundo, sino que lo hacen los medios de comunicación (falsos) del poder occidental y un grupo selecto de expertos e investigadores. No es Rusia la que obliga a los agricultores de los países del euro a vivir en espacios reducidos y pone en peligro deliberadamente la producción de alimentos, sino que también persigue los intereses egoístas de la élite económica. La misma agenda se promueve con la política de cero emisiones que se ha impuesto a los países occidentales.

Todas las instituciones, empresas y gobiernos occidentales respaldan con orgullo las calificaciones ESG de «inversión responsable» inventadas por las autoridades monetarias, que hacen que las pequeñas empresas sean obvias en todo Occidente. La misma red, controlada por gigantes de la inversión como Vanguard Group y BlackRock, proclama con orgullo la «necesidad de una gobernanza global«. En las circunstancias excepcionales de la “emergencia climática”, las normas democráticas y la opinión de los ciudadanos ya no tienen el más mínimo lugar.

Irónicamente, nada amenaza más el consenso de la posguerra que las mismas personas que ensalzan los valores liberales contra el «autoritarismo». La clase multimillonaria y sus secuaces defienden públicamente el mundo de los valores, que al mismo tiempo está destruyendo rápidamente. ¿Puede la gente ver a través de este engaño e hipocresía? Tal vez cuando la pseudodemocracia del oligopolio pase a la tiranía abierta del ecofascismo y la tecnocracia.

Este artículo se publicó originalmente en fines en https://markkusiira.com/

Publicidad.

TE NECESITAMOS: Google nos ha censurado la publicidad por ser peligrosa nuestra información. Somos un espacio de análisis lejos de los dogmas de la corrección política por lo que puedes  colaborar haciendo una DONACIÓN (pulsando aquí)

COMPARTE:


EMBÁRCATE EN LA LUCHA CONTRARREVOLUCIONARIA: Si quieres defender la cristiandad y la hispanidad, envíanos tus artículos comentando la actualidad de tu país hispano, o colaboraciones sobre la fe católica y la cultura, así como reseñas de libros, artículos de opinión… Ya superamos las 12.000.000 de páginas vistas anualmente en todo el mundo, únete a nuestro equipo de voluntarios y difunde la verdad compartiendo en redes sociales, o remitiendo tus colaboraciones a redaccion@tradicionviva.es . Puedes seguirnos en Telegram: t.me/tradicionviva / Facebook: @editorial.tradicionalista / Twitter: @Tradicion_Viva / Youtube: youtube.com/c/tradicionvivaTv / Suscríbete a nuestro boletín digital gratuito, pulsa aquí.

TE NECESITAMOS: Somos un espacio de análisis lejos de los dogmas de la corrección política; puedes colaborar haciendo una DONACIÓN (pulsando aquí)

Foto del avatar
Escrito por

Selección de noticias en otros medios.

Click para comentar

También puedes comentar con facebook:

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

NUESTROS LIBROS

Boletín Gratuito

Reciba gratuitamente en tu correo la selección de artículos del editor.
Publicidad

DESTACADOS

EN AMAZON

EL NUEVO ORDEN MUNDIAL (NOM)

HISTORIA DEL CARLISMO

Publicidad

Videos

El editor recomienda VÍDEO: La Reforma-Capítulo 1: Un mundo católico VÍDEO: "Ser contrarrevolucionarios es estar con nosotros". Pedro Fernández Barbadillo VÍDEO: El porqué de...

Actualidad

Los globalistas ven a la humanidad como ganado (o ovejas) para ser explotados durante el tiempo que sea necesario, y luego sacrificados como rebaños...

Opinión

Valentina Orte En su viaje a la Asamblea General de la ONU, el presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, decía que era para reunirse con...

Videos

Nos visitan el profesor Javier Barraycoa y el Reverendo Gómez Mir para presentarnos una nueva edición del libro “el Liberalismo es pecado” escrito por...

Publicidad

Copyright © 2022. Creado por la Asociación Editorial Tradicionalista - redaccion@tradicionviva.es Revista de historia, actualidad y análisis tradicionalista. Editada en Madrid (Spain). Fundación: 2010. - ISSN 2253-8569 - Director: Carlos Pérez- Roldán Suanzes. Director honorario: Jose Antonio Pérez- Roldán y Rojas. TradicionViva.es un espacio de resistencia civil que pretende crear estados de opinión, análisis y debate en donde las imposiciones políticas no existen. Garantizar esta libertad de pensamiento depende de ti, querido lector. Por ello te pedimos que difundas nuestra publicación, y colabores remitiéndonos artículos y estudios que no tienen cabida en otros medios de comunicación.