La regresión de España

La regresión de España

Podemos es Pablo Iglesias bis. A estas alturas pocos podrán dudarlo, pero, quizás por ello, es imprescindible hablar de las características del personaje y de sus bases ideológicas.

Admira hasta babear a dictaduras populistas tipo Bolivia, Venezuela, Cuba, de cuyos dictadores asegura que todos deberíamos aprender mucho. Y, naturalmente, al marxismo, que él relaciona exclusivamente con Vladímir Ilich Uliánov, conocido como Lenin[1], teniendo mucho cuidado de olvidar a Stalin por los millones de víctimas que éste causó en toda Europa, incluida España desde 1931. Quiero aclarar que Lenin fue un ser tan sanguinario como su sucesor, Iósif Vissariónovich Dzhugashvili, el llamado Stalin[2], es decir, el  “hecho de acero”.

El terror, que fue el santo y seña del stalinismo, fue cosa de Lenin que lo aplicó sin remilgos en vida. Las frases “Debemos derribar cualquier resistencia con tal brutalidad que no se olvide durante décadas” y “Cuantos más representantes del clero y la burguesía reaccionaria ejecutemos, mejor”, o “el partido se fortalece depurándose”, no fueron pronunciadas por Stalin, sino por Lenin, cuyo Gobierno –de sólo siete años– sumó tantos muertos como pudo, y de la manera más brutal posible. El Gulag, la expresión más refinada del espíritu liberticida soviético, fue creación de Lenin. Su sucesor no hizo más que perfeccionarlo y expandirlo a todos los confines de la URSS mediante una extensa red de campos de trabajo esclavo perfectamente coordinada, a la que se dotó de una función económica.

En definitiva: Lenin instauró una dictadura personal sin la cual el stalinismo nunca hubiese sido posible. De lo que careció es de tiempo para ejercerla, porque murió prematuramente, con sólo 53 años. Cuenta Richard Pipes que, siendo Molotov ya muy mayor, le preguntaron quién de los dos –Lenin o Stalin– había sido más duro. El viejo político, que había servido a ambos, contestó sin dudarlo: Lenin, por supuesto. Recuerdo cómo reprendía a Stalin por ser demasiado blando y liberal “. No seré yo quien le lleve la contraria, afirma Fernando Díaz Villanueva[3]. Yo tampoco.

Están, los podemitas, empezando su carrera política y ya han demostrado su afinidad con aquella línea de dictadura personal propia del marxismo. Han vetado a dos reconocidos periodistas como Alfonso Rojo y Eduardo Inda Arriaga a participar en entrevistas a la que ellos acudan. Y es más, siguiendo el ejemplo de los célebres procesos de Moscú, a un colaborador suyo, Enric Martínez-Herrera que encabeza la candidatura de Podemos Unidos en Cataluña, no le permiten presentarse por su partido a las municipales por el inexcusable delito de haber sido tertuliano en espacios como “La Marimorena” que dirige Carlos Cuesta y en el titulado “Sin Complejos” cuyo director es Luis del Pino en Es Radio. ¿Esto es lo que llaman libertad? Se nota una gran similitud con la persecución de periodistas “no afines” en Venezuela. ¿Les inspirará también el pajarito chavista de Maduro?¿Entienden así la democracia que establece nuestra Constitución?

¿Será por eso que Podemos afirma que quieren “romper el candado constitucional”? Los partidos comunistas de los que se declaran deudores,  se caracterizan, pues, por tomar el poder por la fuerza y, una vez tomado, no soltarlo. Lo expresan claramente: “Tomar el cielo (el poder) por asalto”.  El acceso al poder por las urnas y, más importante aún, su abandono por las urnas es la excepción a la regla. Todos ellos asentaron su poder en profundos cambios constitucionales o, directamente, en nuevas Constituciones. Rompieron el candado de las antiguas Constituciones del país, laminando los contrapoderes institucionales (y provocando, de paso, tremendos costes económicos, que están llevando Venezuela a la ruina). El problema de dichas Constituciones no era que estuviesen anticuadas; es que se oponían al proyecto de control total de los marxistas del siglo XXI. Estos podemitas también quieren dinamitar la vigente Constitución española. Su apoyo al derecho a decidir catalán forma parte de esta estrategia. Es la forma, no lo duden, de alcanzar el poder absoluto en España. Así lo reconoce Íñigo Errejón en su tesis doctoral: en Pablo Iglesias he encontrado un compañero de mente incisiva y voluntad bolchevique…..Él me enseñó que el arte de la guerra se practica con método y tesón….

De modo que es imprescindible tener en cuenta que este es uno de los fundamentos de la ideología de Podemos de la que se sienten más orgullosos. Otro es el FRAP, al cual no mencionan tanto, a pesar de que en él militó desde el primer momento, Javier Iglesias el padre del presidente del partido, hasta que, opuesto el grupo a todo tipo de acuerdo, incluso con militares demócratas o la Iglesia progresista, su intransigencia le llevó a estar cada vez más apartado de los pactos y movimientos políticos que se estaban dando en la oposición a Franco. El triunfo de la operación de reforma política y la nueva situación le llevó a su fin y a su disolución en 1978.

¿Pero qué era el FRAP? El Frente Revolucionario Antifascista y Patriota (FRAP) fue una organización armada creada en 1973 por el Partido Comunista de España (marxista-leninista) con la colaboración del ex ministro Julio Álvarez del Vayo. En 1975 asesinó a dos miembros de las Fuerzas de Seguridad e hirió gravemente a otro, además de realizar otras acciones violentas, lo que explica la estrecha vinculación de Pablo Iglesias con etarras.

Estas fueron sus víctimas:

1/05/1973     Juan Antonio Fernández Gutiérrez       Policía Nacional-Madrid

27/09/1973   Francisco Jesús Anguas Barragán          Policía Nacional-Barcelona

14/07/1995   Lucio Rodríguez Martín                           Policía Nacional-Madrid

16/08/1975   Antonio Pose Rodríguez                         Guardia Civil-Teniente-Madrid

14/09/1975   Juan Ruiz Muñoz                                      Policía Nacional-Barcelona

29/09/1975   Diego del Río Martín                               Policía Nacional-Barcelona

Propio de un grupo revolucionario, mantenía que la conquista de las verdaderas libertades democráticas en España sólo vendría de un mayor impulso de la lucha, de la radicalización y de la capacidad popular para imponer su solución democrática y republicana frente al horizonte monárquico y continuista que se preparaba. Desde su nacimiento, el PCE (m-l) alentó la táctica frentista en sus concepciones políticas. Estos eran sus puntos programáticos, alguno de los cuales, los podemitas defienden con claridad, otros, después de su último giro, lo hacen más veladamente:

  1. Derrocar el gobierno de Franco (ahora el PP, pero, en definitiva, se trata de tomar el poder, de la ocupación y control total del poder) y expulsar al imperialismo estadounidense de España mediante la lucha revolucionaria.
  2. Establecer una República Popular[4] y Federativa que garantice las libertades democráticas y los derechos para las minorías nacionales.
  3. Nacionalizar los bienes monopolísticos y confiscación de los bienes de la oligarquía.
  4. Realizar una profunda reforma agraria sobre la base de la confiscación de los grandes latifundios.
  5. Liquidar los restos del imperialismo español[5].
  6. Fundar un ejército al servicio del pueblo, es decir, al servicio de ellos; cuando un ejército debe de estar no al servicio de ningún grupo ni de nadie en particular, sino a la defensa de la Patria.
Pablo Iglesias, líde de Podemos, con Carrillo uno de los responsables de Paracuellos

Pablo Iglesias, líde de Podemos, con Carrillo uno de los responsables de Paracuellos

Pablo Iglesias nunca ha negado la militancia de su padre en la organización terrorista FRAP. Es más, se ha ufanado de ella y, en el artículo que escribió, mitad necrológica mitad evocación personal, a la muerte de Santiago Carrillo, Pablo Iglesias utiliza la militancia en el FRAP de su padre para contrastar y enfatizar su admiración por el asesino de Paracuellos del Jarama.

Desconocemos si es el hijo quien no ha querido aprender o el padre no ha sabido enseñar, pero llama la atención que un individuo que pretende dirigir la Nación, desconozca los símbolos que identifican la Patria, especialmente si tenemos en cuenta el currículum del progenitor: Alto funcionario del Estado, Inspector de Trabajo y Seguridad Social y Delegado del Ministerio de Trabajo en varias provincias (¿se podrá decir que pertenece a la casta?). Ejerció en Soria, Guipúzcoa, Zamora y Almería antes de recalar en Madrid. Ha sido, además, profesor de Historia Contemporánea e Historia de Relaciones Laborales en la Escuela de Relaciones Laborales de Zamora, dependiente de la Universidad de Salamanca, pero se ve que no explicó a su hijo el tema de la bandera, que no es franquista sino de Carlos III y que lo que distinguía a la mal llamada franquista era el escudo con el águila de San Juan (también muy anterior a Franco), con ambos, bandera rojigualda y este escudo, se firmó la Constitución. No puedo suponer que un profesor de Historia Contemporánea desconociera la verdad; sí que como miembro de las izquierdas, acostumbrado en esta pasota España a que se les “deje hacer”, sólo le haya hablado de la bandera que amparó el período más genocida de la historia de España con la ayuda de aquellos grupos que enarbolaban la hoz y el martillo y lemas como “Los sin Dios”. Las mismas que exhibieron masiva y orgullosamente en su última manifestación en Madrid.

De esos antecesores reconocidos, leninismo y FRAP, se siente muy orgulloso Pablo Iglesias. Eso es lo malo y lo peligroso. No ha aprendido nada, aunque cree saberlo todo.  Quizás eso explique sus declaraciones:

– Me revienta el nacionalismo español ((por definición de derechas) mucho más que el vasco o el catalán, que le voy a hacer)”.

– “Sufrimos (…) soportando día tras día el nacionalismo español  y su bandera monárquica y postfranquista (…) Ya me gustaría a mí ver a los jugadores de la selección de basket con uniforme tricolor y escuchar un himno como La Marsellesa y no la cutre pachanga fachosa, antes de los partidos o cuando se gana algo”.

– “Nuestra selección estatal (¿así suena bien?)”, si gana te tienes que tragar la infame pompa nacional… “El resultado final en el marcador en nada empaña estas enseñanzas revolucionarias. De hecho, nos ha librado de aguantar el himno.

Un patriota español como pueden ver. El jefe de Podemos se ha quedado en la lucha de clases y repite con alegría los mantras separatistas. Ahí está la reivindicación de las selecciones catalanas, la demonización del “nacionalismo español” y la comprensión del nacionalismo catalán, el odio a la bandera española y al himno nacional, el arrobamiento por la II República,  el miedo a decir que España es una nación, la admiración por dictaduras populistas tipo Bolivia o Venezuela, o  el amor a la momia de Lenin.

2014-07-27 socialismo y comunismoOtro miembro relevante es el ideólogo del partido, Juan Carlos Monedero, quien en su hoja de ruta habla de reinventar el socialismo, aunque si observamos, son siempre las mismas reivindicaciones nacionalizar empresas de sectores estratégicos de la economía y evita definir los límites de la propiedad privada, que quedan supeditados a “un diálogo social en cada lugar y en cada momento”. Pero deja claro que “el socialismo es incompatible con la propiedad privada de los medios de producción”, aunque fieles al más ortodoxo de los comunismos, ni ellos ni su economía entran dentro de esa incompatibilidad, por eso el líder máximo, Pablo Iglesias (es tan joven que no le llamarán “padrecito”, pero todo se andará), ya tiene una, al parecer ilegal, preciosa dacha en un paraje incomparable de la sierra de Gredos y no le he oído decir que se la presta a ninguna familia de desahuciados.

Monedero reconoce que la revolución bolivariana solo triunfará si se extiende por el continente americano y, después, por el resto del mundo. En este sentido hay que señalar que el régimen chavista apoyó a la extrema izquierda en Grecia, con Alexis Tsipras a la cabeza, por recomendación de la actual cúpula de Podemos, “asesores” en ese momento del presidente Hugo Chávez, según explica el diario ABC. De hecho, la estrecha relación entre el chavismo y Syriza se intensificó cuando asumió la embajada de Venezuela en Grecia el sociólogo Franklin González quien estaría dispuesto a ayudar a robustecer económicamente las protestas y manifestaciones en el país heleno contra la Unión Europea, el Euro y los planes económicos sugeridos desde el FMI.

En esta línea de continuidad con las actitudes revolucionarias del marxismo clásico, debemos recordar con motivo de la beatificación como mártires de tres sacerdotes misioneros asesinados  en Perú en 1991 solo por oponerse a su campaña de terror y muerte. Lo fueron por terroristas del grupo de extrema izquierda maoísta Sendero Luminoso. Los misioneros eran polacos, Michal Tomaszek y Zbigniew Strzalkowski, de 31 y 33 años, de la Orden de los Hermanos Menores Conventuales, detenidos y asesinados poco después de celebrar misa. El otro mártir era el sacerdote misionero italiano Alessandro Dordi, asesinado unos días después cuando regresaba a su parroquia. Los terroristas comunistas utilizaron el mismo procedimiento y alegaron las mismas causas que sufrieron tantos mártires durante nuestra guerra civil. Es decir: sus Biblias y rosarios engañaban al pueblo; eran culpables, les dijeron, de “infectar a las personas mediante la distribución de alimentos de la imperialista Caritas” y de adormecer “el ímpetu revolucionario con la predicación de la paz”, porque tanto hablar de “paz” disuadía a los jóvenes de unirse al grupo terrorista. Conviene saber que Sendero Luminoso siguiendo fiel a su línea ideológica, desencadenó entre 1980 y el año 2000 una ola de violencia que dejó, según la Comisión de la Verdad y Reconciliación,  más de 69.000 muertos, una nimia cantidad en comparación con las masacres que causaron durante la guerra civil.

Estos mártires parecen ser los enemigos de Podemos. Los amigos, además de los líderes de las naciones dominadas por la marxista ideología bolivariana, están los marxisto-capitalistas que les han facilitado toda su artillería mediática. Empezaron en HispanTV, presentando su programa Fort Apache. La cadena, que fue inaugurada por el entonces presidente de Irán Mahmud Ahmadineyad, fue bloqueada de la programación como parte de las medidas de embargo de la Unión Europea contra Irán. ¿Pero quién está detrás de las televisiones que le han apoyado en España? :

Mediaset que cuenta con Cuatro, Telecinco y algunos canales de TDT. Detrás de Mediaset está el expresidente italiano Silvio Berlusconi, quien ha sido, al menos, miembro de la logia Propaganda Due, una logia con muchísimas conexiones y

Mediapro que controla la Sexta (concedida a Roures gracias a su buen amigo el entonces presidente José Luis Rodríguez Zapatero) y algunos canales de TDT menores. Jaume Roures, el comunista millonario, se muestra favorable al independentismo de Cataluña y en sus juventudes militó en la trotskista Liga Comunista Revolucionaria y en la IV Internacional. También fundó el diario Público de corte obviamente izquierdista.

Además de estos amigos mediático-capitalistas, encontramos a personajes singulares como Diosdado Cabello, Presidente de la Asamblea Nacional de Venezuela desde 2012, investigado por su presunta vinculación con el narcotráfico según reveló ABC. Este señor mencionó la situación política en Grecia y en España con una alusión velada al auge de movimientos como SYRIZA o Podemos: “Ahí está lo que pasó en Grecia. Ahí está lo que va a pasar en España más temprano que tarde”, y añadió “eso es el chavismo que anda dando la vuelta al mundo entero”, siguiendo los postulados del tándem Iglesias-Monedero. Cuando vean en televisión imágenes de Venezuela, piensen lo que nos puede sobrevenir de caer en la tentación de dejarse arrastrar por su demagogia.

Otro peligroso amigo del partido es Luis Montes Mieza[6], doctor al que se le acusó de sedaciones en dosis elevadas en enfermos terminales en el Servicio de Urgencias del Hospital Severo Ochoa que coordinaba. Las muertes en las urgencias del Severo Ochoa triplicaban porcentualmente la media de los restantes hospitales madrileños. En 2005 el doctor Montes Mieza fue cesado como Director de las Urgencias del Severo Ochoa; a partir de entonces las muertes en el servicio se redujeron a la mitad, a pesar de lo cual, cerraron el caso ratificando el sobreseimiento pero sin determinar la inexistencia de mala praxis.

Bien, pues este señor, presidente de la Asociación por Derecho a Morir Dignamente, (vinculada a varias logias), ha presentado, junto a Miguel Urbán, uno de los fundadores de Podemos que aspira a liderar el partido en la Comunidad de Madrid, su “plan de medidas en defensa de la Sanidad Pública”, para aplicar en la Comunidad en sus primeros 20 días de Gobierno, en el caso de que lleguen al poder. Entre ellas, mejorar el proceso de morir en la Comunidad de Madrid”. (En realidad, creo que la mayoría preferiría que mejoraran el proceso de vivir)”Vamos a garantizar los tratamientos que eviten el sufrimiento al final de la vida y que aquel ciudadano madrileño que solicite el morir dormido, lleve a cabo su determinación”. (¡Ojo que esto puede ser, de nuevo, una eutanasia encubierta!).También ha indicado que quieren “favorecer la información para que los ciudadanos de Madrid participen en la planificación de sus cuidados al final de la vida y realicen su testamento vital”. ¡Tiemblen enfermos con tratamientos costosos y aún ancianos en general, que llega de nuevo el doctor Montes! El “memento mori” no dependerá de la voluntad de Dios sino de la del citado doctor que encima lo presenta como un favor desinteresado al enfermo.

Esto unido a las habituales masacres, actitudes dictatoriales y persecuciones que suelen ser más conocidas por personas  pertenecientes a los tramos más altos de la pirámide de edad, hace, según demuestran las encuestas, que este grupo, sea el más remiso a dejarse arrastrar por los peligrosos podemitas al no confíar en que sean el futuro de España, sino su pasado más cutre, casposo e ideológicamente arriesgado y amenazador.


[1] En realidad es una derivación propuesta por el propio Lenin que proviene del rio siberiano Lena, donde fue desterrado durante tres años. Su único significado posible sería el de “perteneciente al rio Lena”.

[2] Derivado del ruso stal, acero, con el mismo sufijo posesivo personal in que usó Lenin.

[3] Fernando Díaz Villanueva:  Lenin o Stalin: ¿quién fue peor? En La  Ilustración Liberal.- Libertad Digital Historia   2011-06-15

[4] Ninguna República Popular, Federativa o no,  ha garantizado las libertades democráticas y los derechos, salvo para las minorías dirigentes.

[5] Quizás consideren un acto imperialista que España defienda un trozo usurpado de su Patria como es Gibraltar y por ello ya hayan entablado negociaciones con Fabián Picardo quien se muestra encantado con la posibilidad de cambio porque cree que «no tienen viejos prejuicios» con respecto al Peñón, algo que el ministro principal suele achacar a los partidos políticos tradicionales en España.

[6] El Dr. Montes es licenciado en Medicina por la Universidad Complutense de Madrid. En 1987 ingresa como anestesiólogo en el recién creado Hospital Severo Ochoa de Leganés, del que fue Director y, desde el año 2000 Coordinador de Urgencias del Hospital Severo Ochoa, cargo que desempeñó hasta el 2005. En la actualidad es facultativo en el Servicio de Urgencias del Hospital Severo Ochoa de Leganés.

Le recomendamos






Comenta

Comenta nuestras noticias con tu cuenta facebook.

entrevistas tv
logo opinion portada